reyes-belgica-gtres

Acuden a la castigada localidad de Verviers

Felipe y Matilde de Bélgica, con los afectados por las trágicas riadas para mostrarles todo su apoyo

Presiden una jornada de luto oficial en el país por las víctimas de las históricas inundaciones, que dejan al menos 31 muertos y 70 desaparecidos

por Martín Gálvez Piqueras

Felipe y Matilde de Bélgica están, ahora más que nunca, volcados con su pueblo. Los reyes belgas han visitado esta mañana la localidad de Verviers en la provincia de Lieja, una de las zonas más castigadas por la catástrofe natural que ha asolado el país en la última semana. Allí, han presidido una ceremonia oficial en recuerdo de las víctimas y han tenido un encuentro cercano con algunos de los damnificados por las trágicas riadas, a quienes han transmitido todo su cariño y apoyo. A su llegada, los monarcas han saludado con semblante serio y compungido a las autoridades civiles y militares desplazadas hasta el lugar, haciendo lo propio con los equipos de salvamento y ayuda que trabajan a destajo durante estos días. A continuación, han departido con algunas de las personas que han sufrido en su carnes las devastadoras inundaciones, entre las que hemos podido ver a hombres, mujeres, niños y familias emocionadas que han perdido sus casas, hogares y enseres personales.

La casa de veraneo de Felipe y Matilde de Bélgica desata la polémica en Francia

Es a ellos, más que a nadie, a quienes Felipe y Matilde de Bélgica han querido trasladar sus condolencias en estos momentos tan duros y desesperanzadores, mostrándoles sentidos gestos de aliento y cariño.  Bélgica vive este martes una jornada de luto oficial por el desastre que ha asolado la región de Valonia y que hasta el momento deja un saldo provisional de 31 muertos y 70 desaparecidos. En vísperas de celebrar su fiesta nacional, el país ha ofrecido este mediodía -entre las 12:01 y las 12:02- un minuto de silencio para el que se ha pedido a toda la población que lo respete y se sume, según amplía Efe. A ello se han querido unir varias organizaciones como la compañía de transporte público de Bruselas, que en ese tiempo ha detenido sus vehículos, o la organización nacional de trenes que ha instado a sus trabajadores a unirse al homenaje. También la feria veraniega de la capital belga detendrá sus atracciones durante cinco minutos en la tarde de este martes, mientras que varios eventos festivos han sido cancelados. Además, todas las banderas del país lucirán a media asta en la jornada de hoy.

El 'christmas' con el que la Familia Real belga felicitó las pasadas fiestas navideñas

El luto en el país llegará incluso hasta Tokio, donde los atletas belgas se preparan para la celebración de los Juegos Olímpicos. El Gobierno declaró este martes como día de duelo nacional para "reflexionar sobre el elevado número de víctimas humanas, pero también para agradecer los estallidos de solidaridad y el sentimiento de unión entre la población", ha dicho su primer ministro, Alexander De Croo, quien ha estado hoy presente en Verviers junto a los reyes Felipe y Matilde. El pasado viernes, los monarcas también acudieron a la localidad de Pepinster, al este del país, donde llegaron a caminar por una calle completamente inundada para conocer in situ la situación tan crítica que se vive por los estragos del temporal causado por las fuertes lluvias. Según los últimos datos, 3.700 hogares se encuentran sin agua potable, mientras que las tareas de los servicios de emergencia se centran en la búsqueda de supervivientes, así como en la evaluación de los daños en las infraestructuras básicas de electricidad, movilidad y comunicación.

Paseo en bici y mañana en el museo, el plan de la Familia real belga para un fin de semana

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie