Amadeo de Bélgica perdió sus derechos dinásticos y ahora los ha recuperado... Te contamos los motivos

por hola.com
El Príncipe pródigo ha vuelto a la línea dinástica. Y es que Amadeo de Bélgica, sobrino del rey Felipe e hijo de la princesa Astrid, ha recuperado su antiguo puesto en la línea sucesoria al trono belga, después de que el monarca haya dado, a posteriori, el visto bueno a su matrimonio con Elisabetta Rosbosch von Wolkenstein, celebrada el 5 de julio de 2014 en la Basílica de Santa María en Trastevere de Roma.



La boda fue en su día motivo de alegría para todos. Reunió a la Familia Real belga al completo que viajó hasta Roma para acompañar a los flamantes novios, pero al celebrarse sin autorización del Jefe de la Casa Real, incumpliendo así el artículo 85 de la constitución belga, el Príncipe perdió desde ese mismo momento todos sus derechos dinásticos.

La prensa barajó entonces la posibilidad de que el príncipe Amadeo, que era hasta julio de 2014 sexto en la línea sucesoria al trono de Bélgica, se hubiera saltado el trámite de pedir el beneplácito del Rey a propósito con el objetivo de poder vivir con mayor libertad, convirtiéndose en tal caso en el primer príncipe en la historia de Bélgica que renunciaba voluntariamente.

Una noticia que no dejó de sorprender sabiendo que, desde la investidura de Felipe de Bélgica como Rey de los belgas en el año 2013, la princesa Astrid -madre del príncipe Amadeo- es presidenta de honor de la Agencia de Comercio Exterior belga y representa a su hermano en los viajes de carácter económico.

También pudo tratarse de un lapsus. Son tantos los preparativos nupciales que hay que organizar, y más en una Boda Real, que la pareja podría haberse olvidado de dicho detalle. Razón tal vez por la que el Príncipe pidió el pasado 20 de septiembre el consentimiento de su tío, que finalmente ha aceptado la solicitud, y ha recuperado de nuevo su sexto lugar en el orden sucesorio al trono bruselense.

- La Familia Real de los belgas se reúne en el enlace del príncipe Amadeo y Lili Rosboch

- Lili Rosboch es la novia del año


- La reina Paola se vuelca en la organización de la boda de su nieto Amadeo de Bélgica



El príncipe Amadeo conoció a Lili Rosboch hace seis años, ella es la hija única del productor de cine Ettore Rosboch von Wolkenstein y de la condesa Lilia de Smecchia y trabaja como periodista para la agencia de prensa Bloomberg. Vivió la infancia en Roma, pero en el año 2006 se trasladó a Londres para estudiar literatura y cine. Siempre le interesó la escritura, hace cinco años realizó unas prácticas en la sección de cultura de Bloomberg donde le ofrecieron un empleo. La misma agencia en la que trabajó cuando era periodista la reina Letizia.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie