Hablamos con Liona Boyd, la artista de origen español que tuvo una amistad epistolar con el duque de Edimburgo

La famosa guitarrista clásica, compositora, poeta y autora y el príncipe Felipe intercambiaron correspondencia durante décadas. Ella llegó a actuar para la Reina

Liona Boyd junto al duque de Edimburgo en 2017

Liona Boyd es conocida en Canadá como “la primera dama de la guitarra”. Nació en Londres y se crio en Toronto, pero lo cierto es que por sus venas corre sangre española. Su padre creció en Bilbao y su abuela paterna era de Linares, Jaén, cuna de Andrés Segovia, “el rey de la guitarra clásica”. Cuando cumplió trece años, sus padres le regalaron una guitarra española y aprendió a tocar con grandes maestros como Narciso Yepes o el propio Andrés Segovia, quien le auguró que iba a conquistar al público mundial. Entre los fans de Boyd se encontraba el príncipe Felipe, duque de Edimburgo, que acaba de fallecer a los noventa y nueve años.

Liona Boyd, One Of The Best Classical Guitarist©GettyImages
Liona Boyd, una de las mejores guitarristas clásicas del mundo en su casa de Beverly Hills en 1998.

La guitarrista clásica, compositora, poeta y autora canadiense conoció al príncipe Felipe en Ottawa, en 1977. La artista y el duque de Edimburgo se hicieron amigos por correspondencia y, con el tiempo, ella ese unió a los eventos de recaudación de fondos del consorte de Isabel II para los premios Duke of Edinburgh Awards y WWF. Boyd ha actuado para la Reina de Inglaterra en tres ocasiones, ha volado con el príncipe Felipe en su avión privado e incluso lo ha visitado en el Castillo de Windsor.

Actualmente está trabajando en varios álbumes nuevos, incluido el disco instrumental Once Upon a Time. La artista envió un primer borrador de este trabajado al príncipe Felipe antes de que este falleciera y, según nos cuenta, él “lo disfrutó mucho”. Boyd ha escrito dos autobiografías, In My Own Key (1998) y No Remedy for Love (2017) y ahora, por primera vez, habla en primera persona con HELLO! CANADA sobre su bonita amistad epistolar con el duque de Edimburgo:

Liona Boyd junto al duque de Edimburgo en 2017©@lionaboyd
Recientemente Liona Boyd compartió esta imagen junto al duque de Edimburgo en sus redes sociales. Se trata de una instantánea de su última actuación en Windsor, en 2017.

“La primera vez que lo conocí fue a través de Pierre Trudeau (primer ministro canadiense). Daba una fiesta privada en el National Arts Center y yo actuaba. El príncipe Felipe estaba particularmente intrigado con mi técnica. Amaba la música clásica y apreciaba mucho mi poesía.

Él era único en su clase. Era parte de esa generación más grande. Había sido un héroe naval. Sé que a veces era conocido por meterse en algún lío por sus declaraciones, pero eso solo se debía a su particular sentido del humor. Siempre tenía un brillo en los ojos.

Se dio cuenta de su lugar en la vida y simplemente desempeñó su papel a la perfección, a la perfección. Me dijo que había tenido una relación maravillosa, una relación amorosa, respetuosa y maravillosa con la Reina durante toda su vida. No creo que algunos rumores fueran ciertos. Él nunca, nunca fue nada más que un completo caballero conmigo.

Queen Elizabeth II Visits The Royal Auxiliary Air Force In Scotland©GettyImages

Me encantaba recibir sus cartas. Describía la paz del campo y siempre me daba el informe meteorológico. Escribía sobre cuánto disfrutaba estar con sus caballos, a los que llamaba ponis. Estaba interesado en tantas cosas diferentes, los animales y la naturaleza. Quiero decir, una vez me envió una carta deseándome a mi gato y a mí una Feliz Navidad.

“Me encantaba recibir sus cartas. Describía la paz del campo y siempre me daba el informe meteorológico”

Pienso mucho en una última cosa que fue tan conmovedora para mí. Antes de ir al hospital, hizo que su secretaria privada me enviara un mensaje expresando su más sentido pésame por la pérdida de mi madre. Mi madre murió este año a los 95 y se lo dije en una de mis cartas. Quería desearnos lo mejor a mi hermana y a mí, así que recordó que yo tenía una hermana. Tenía buena memoria.

Y cuando lo vi por última vez en 2017 (en el Castillo de Windsor), le dije: “Estoy segura de que dictas tus cartas, ¿verdad? Y tú solo las firmas” Siempre las firmaba: “Con amor, Felipe” o “Siempre tuyo, Felipe”. Él me respondió: “Oh, no, no, no. Los escribo todos yo mismo“” Parecía haberse sentido un poco insultado por que yo pensara que alguien más escribía las cartas por él. “¡Te escribí cada una de mis cartas!”

Liona Boyd©Cortesía de Liona Boyd
Liona Boyd en una imagen reciente.

Le encantaba recibir mis diferentes postales de todo el mundo. Yo tenía un novio en 2016 y él me escribió: “Oh, estoy tan encantado. Finalmente tienes novio“. Cuando rompí con él y se lo conté, me dijo: ”Oh, conocerás a otra persona, Liona. Vas a conocer a alguien maravilloso”. Él era cariñoso.

Por supuesto, solo lo veía en raras ocasiones. Lo nuestro era más bien una amistad por correspondencia. Creo que le gustaba escuchar y vivir indirectamente mis aventuras alrededor del mundo. Sabes, tal vez tenía veinte amigos por correspondencia. No presumo de haber sido la única. Simplemente hicimos clic, de alguna manera. Me siento muy honrada de haber tenido esta amistad, y me siento triste porque ha llegado a su fin. Siempre atesoraré estos recuerdos”