La novia de enero 2021 de Lorenzo Caprile

La boda de Xenia, la novia del vestido de Lorenzo Caprile de la que todos hablan

La pareja organizó la boda en tan solo cinco días y las redes sociales han quedado fascinadas con el resultado

por Estrella Albendea

"¡Casi, casi un récord Guinness!”. Así recuerda su boda Xenia, cuando le preguntamos cómo fue el proceso de organización de su gran día. Ella y su ya marido, como muchos otros novios, tuvieron que posponer su boda y finalmente se dieron el ‘sí,quiero’ en una ceremonia íntima, a pesar de las restricciones y con la misma ilusión. “Nos casamos a mediados de enero en Barcelona. Nuestra fecha inicial era el 24 de octubre de 2020, pero una semana antes tuvimos que posponer la boda debido a las múltiples restricciones que teníamos en Cataluña. Decidimos esperar a que la situación epidemiológica mejorase, pero, en vista de que no avanzábamos, decidimos casarnos asumiendo todas las restricciones que nos iban a imponer”, explica. Y, aunque la celebración no fue tal y como imaginaron aquel mes de diciembre de 2019, cuando se prometieron, no lo cambiarían por nada del mundo. Además, por si fuera poco, el resultado parece haber convencido también a las redes sociales, pues las románticas imágenes de la pareja y el look de Lorenzo Caprile de la novia no han dejado a nadie indiferente.

VER GALERÍA

- ¿Quieres celebrar una boda íntima? 10 consejos que debes tener en cuenta

Un vestido de novia de cuento

Descubrir las imágenes de la boda de Xenia es adentrarse en un álbum de recuerdos elegante, sofisticado y con mucho estilo. En las fotografías, captadas por Liven y en el vídeo -obra de Daniel Bencomo-, destaca el vestido de la novia, una creación del reputado y mediático Lorenzo Caprile, todo un referente para el universo nupcial y el favorito de las amantes del estilo princesa. “Lo tenía más que claro. Quería un vestido clásico y atemporal, que cuando mirase las fotos en 20 o 30 años me siguiera gustando tanto como el primer día”, apunta. Y continúa: “Muchas novias se empeñan en arriesgar, en ser originales o se dejan influir por las opiniones de amigas. Te puede salir bien o mal, pero yo preferí guiarme por mi fiel estilo clásico. ¡Con la ayuda de mi madre y de Lorenzo diseñamos el vestido de mis sueños! (Lo de llevar vestidos sencillos no va conmigo)”, comenta risueña.

VER GALERÍA

- ¿Te casas en 2021? El vestido de novia que necesitas según el mes de tu boda

Confiesa Xenia que los diseños de Caprile le convencieron en cuanto pisó su atelier: “Desde el primer día que entré en el taller de Lorenzo tuve claro que me haría el vestido con él, asumiendo que serían muchas pruebas y viajes de ida y vuelta Barcelona-Madrid. La excusa perfecta para visitar a mi mejor amiga y disfrutar de nuestra preciosa capital”, admite. La consecuencia de esta sinergia entre la novia y el diseñador es una joya favorecedora y atemporal: “El vestido estaba compuesto por un brocado de seda natural en un tono crudo. Un cuerpo armado como estructura principal y una gran falda fruncida con una espectacular cola de 3,5 metros. Lo complementé con un velo amantillado con onda incrustada. ¡Toda una obra de arte!”.

En el tintero se quedó otro diseño, pensado para una gran celebración que no tuvo lugar por las circunstancias, pero que Xenia guarda para esa segunda boda que espera tenga lugar más pronto que tarde. “Decidimos no realizar el segundo vestido, puesto que ya sabíamos que no tendríamos fiesta y era innecesario en estos tiempos que corren”, confirma ella misma. Por ello, si tuviera que aconsejar a una novia acerca de lo más importante para dar con la prenda perfecta para el gran día diría que ser fiel a una misma: “Y, sobre todo, muy importante tener una conexión especial con la persona que te lo diseñará. Son muchas pruebas y muchas decisiones, tienes que confiar plenamente en tu diseñador, sino ya empiezas mal”.

VER GALERÍA

- Rocío, la novia del vestido atemporal y el ramo de fresias, que marcó tendencia entre sus amigas

Maquillaje natural y lazada en el pelo

Xenia completó su look, no solo con joyas de Alfonso Martí y zapatos de Aquazzura, sino con una gran dosis de personalidad en forma de un look de belleza bonito y con un accesorio sorpresa. “Me deje guiar por Alberto Cerdán y su equipo de grandes profesionales. Quería era no sentirme 'disfrazada', optamos por un maquillaje muy natural. En cuanto al peinado elegí un recogido para la ceremonia religiosa y posteriormente un semirecogido más informal, con un gran lazo que me confeccionaron las chicas de Blunbow, que le daba el toque final”, explica tras reconocer que es una amante de los lazos desde pequeña, en todos los tamaños. El mismo gusto y cuidado por los detalles tuvo al escoger las prendas que la acompañarían durante su preparación: una bata de Broken Basics y unas zapatillas de Guezal.

VER GALERÍA

- Soluciones de papelería muy bonitas para avisar a tus invitados que no podrán asistir a la boda

Un ramo sencillo

La guinda del pastel la puso su ramo de novia, una propuesta sencilla y muy clásica, como todo el estilismo. Siguiendo la tendencia de 2020, al igual que Xenia, las novias de 2021 apostarán por diseños florales que no pasarán de moda (de estilo silvestre o de un mismo tipo de flor). Así explica ella misma cómo se gestó el que lució, una creación de Távola, la empresa que estuvo a cargo de toda la decoración floral: “El ramo lo eligió mi querida suegra que tiene un gusto exquisito. Era de rosas blancas de pitiminí. ¡Precioso!”. 

VER GALERÍA

- Los ramos de las novias más románticas son de un solo tono

Organizar una boda en 2021 y con ayuda experta

Más allá del estilismo escogido, de los maravillosos pajes vestidos de Atelier La Nonna y de detalles memorables como las invitaciones de Miss Dibujos que escogieron, lo más importante fue el acto en sí, el hecho de poder ver cumplido su sueño después de tantos intentos. La ceremonia fue el momento más significativo para ambos, tal y como nos relata la novia: “Lo más especial fue que prometimos ante Dios pasar el resto de nuestra vida juntos, superar las adversidades que se nos presenten y luchar por tener una vida llena de amor, cariño y felicidad. Estuvimos rodeados del afecto de nuestros seres más queridos, ya fuera en cuerpo presente o deseándonos desde sus casas el mejor futuro para los dos”.

Desde que se conocieran hace 13 años estudiando odontología, los amigos y familiares de estos novios siempre han defendido que están hechos el uno para el otro. Quizá por ello estaban tranquilos, restricciones y mascarillas mediante, y se casaron muy felices. “Lo teníamos muy asumido. La situación es la que es y, a pesar de todo, uno tiene que encontrar siempre el lado positivo de las cosas. En nuestro gran día pudimos estar, compartir, hablar y disfrutar con nuestros seres más queridos, cosa que una boda con más aforo es imposible debido a los compromisos sociales. Todos ellos fueron muy conscientes y respetuosos con la situación que estamos viviendo actualmente”, concede Xenia.

VER GALERÍA

- ¿Cambiar la fecha de las alianzas si se aplaza la boda? Las novias responden

No obstante, hasta llegar a ese punto de calma interior, la pareja tuvo que pasar por fases complicadas. Si bien estuvieron meses organizando la boda, finalmente tuvieron que prepararlo todo con tan solo cinco días de antelación. Confiaron en Priscila Llorens para que se encargara de todo y el resultado no pudo ser más emocionante: “Yo tenia muy claro que la quería a ella de wedding planner, su estilo es inmejorable y nos conocíamos del colegio. Sabía que ella entendería y reproduciría a la perfección las ideas que teníamos para nuestro gran día. ¡Sin duda Priscila ha sido nuestra hada madrina!”. 

Priscila tomó el control de los miles de cambios que se sucedieron durante el año y plantean seguir confiando en ella para todo lo que está por venir. “La pedida de mano no la pudimos hacer como la teníamos prevista, cancelamos la preboda... Han sido muchas cosas que hemos dejado de hacer pero finalmente nos casamos en petit comité, rodeados de nuestra familia y mejores amigos. ¡Fue el mejor día de nuestra vida! Pero esto no se acaba aquí, cuando la situación mejore y esté permitido, lo celebraremos con todas aquellas personas que no pudieron venir y será el momento de hacer realidad todo lo que organizamos con Priscila”, defiende Xenia.

VER GALERÍA

- Palabra de experto: estos son los mejores meses para celebrar tu boda en 2021

Hasta entonces a la pareja solo le queda plantear, algo más tranquilos, la que será la segunda fiesta de sus vidas y mientras solo tienen palabras de aliento para todos los que se plantean su boda en 2021, incluso en formato íntimo: "Que sean valientes y que se arriesguen a celebrar su boda en estos tiempos. Que a pesar de que son bodas muy diferentes a las que estábamos acostumbrados, será un día lleno de emociones y sentimientos que lo harán aun más especial". Parece que nuestras novias virales de 2020 y de 2021 coinciden en una cosa: el amor siempre merece un ‘sí, quiero’.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie