Rosa Clará

Rosa Clará y el secreto para seguir haciendo soñar a las novias con sus vestidos

Recorremos con la diseñadora un cuarto de siglo de éxitos y diseños memorables

por Lucía Hernández

Su visión de la moda, la calidad de sus diseños y su estilo innovador han convertido a Rosa Clará en un referente mundial en el mundo nupcial. Y en la firma favorita de las celebrities para pasar por el altar. A lo largo de los 25 años que lleva en el sector, la catalana ha sido la encargada de crear los bonitos vestidos con los que Paula Echevarría, Paulina Rubio, Antonella Roccuzzo o Mery Perelló, entre otras muchas, han dado su sí. Prendas convertidas en el secreto mejor guardado que despertaron más de un wow cuando, al fin, fueron desveladas. Pero si algo caracteriza a la diseñadora es su capacidad para reinventarse y evolucionar sin perder su esencia. Nos citamos con Rosa, diseñadora y alma de la empresa, que nos invita a seguir soñando con el vestido perfecto para dar el 'sí, quiero'.

¿Cómo comenzó tu carrera? ¿Siempre supiste que querías ser diseñadora?
Inicié la carrera de Derecho, pero enseguida me di cuenta de que mi vocación era otra. Quería dedicarme a algo más creativo. Abrí una tienda pequeña multimarca de vestidos de novia en Paseo de Gracia y vi que las novias no encontraban lo que buscaban, así que me embarqué en la aventura de diseñar mis propios vestidos de novia, incorporando el concepto de moda al sector nupcial, e intenté hacer un producto diferente al que ofrecía todo el mundo. En aquel momento, no imaginé que 25 años después estaríamos en más de 4.000 puntos de venta en 80 países.

La firma se caracteriza por innovar en sus diseños, ¿en qué te inspiras para diseñar?
En todo y las mujeres de todo el mundo. Pensamos de una manera global, por lo que no hay una inspiración concreta. Nos inspira la calle, las personas, un tejido, un escote, pero al final, lo que realmente nos inspira es el esfuerzo.

¿Cómo logras adaptarte a las tendencias sin perder la esencia de la firma?
Un vestido de novia tiene que sobrevivir la prueba del tiempo, debe tener un punto clásico, aunque innove en escote o detalles. Actualmente, los vestidos de novia son cada vez más ligeros y se adaptan a las tendencias, pero conservando la línea clásica que es la base de nuestra firma.

¿Qué hace a Rosa Clará diferente?
El trabajo constante y la innovación. Creo que somos la empresa que más innova. Seguimos arriesgando en la creación de tendencias cada temporada asumiendo los riesgos que esto conlleva. Ofrecer un producto diferente ha sido la base de todo y cuidar mucho la imagen. ¿El secreto? Realizar vestidos sencillos huyendo de los excesos.

¿Cómo es la novia Rosa Clará?
Es una mujer que está acostumbrada a vestir moda, segura de sí misma, que a la hora de elegir su vestido tiene mucho criterio, las ideas muy claras, y valora nuestros diseños y la calidad de los tejidos.

¿Qué momento de tu carrera recuerdas con mayor cariño?
Hay muchos. Desde el haber tenido la oportunidad y el privilegio de vestir de novia a mujeres tan fascinantes como Paula Echevarría, Paulina Rubio, Antonella Roccuzzo o Mery Perelló, hasta el haber podido colaborar con grandes diseñadores de la alta costura como Christian Lacroix, Karl Lagarfeld o Jesús del Pozo.

Después de 25 años trabajando en el sector nupcial, ¿han evolucionado mucho los gustos de las novias en estos años?
nternet lo ha revolucionado todo y también ha influido la edad de la novia. Hace 20 años en España, se casaba muy joven, sobre los 25 años, y ahora la media está en los 37. Se conoce perfectamente y sabe lo que le sienta bien, cuando llega a la tienda sabe lo que quiere.

Además del clásico vestido, ¿hay algún otro diseño que empiece a despuntar?
En los últimos años, hemos identificado muchos tipos de novia. Destacaría la novia que se casa en una catedral, con una falda y cola espectacular, y la chica que prefiere casarse en el campo o en la playa, cuyo escenario requiere un vestido más fluido, con menos volumen y más ligero.

Has colaborado con otros diseñadores como Karl Lagerfeld, Christian Lacroix… ¿Cómo fueron esas experiencias?
Fueron muy satisfactorias y estoy muy contenta con el resultado obtenido. Son marcas de referencia y de reconocimiento a nivel mundial con las que compartíamos muchos valores.

En 2019, diseñaste el vestido más deseado, el de Mery Perelló, ¿cómo fue crear su vestido ideal?
Me siento muy afortunada de que Mery nos eligiera para su boda con Rafa Nadal como diseñadora de su vestido de novia. La conexión con Mery fue inmediata, también con su familia, que es extraordinaria. Fue muy fácil trabajar con ella.

¿Algún último consejo para las novias?
Que se sientan ellas mismas y cómodas con el vestido que eligen.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie