Cuidado con los cortes de pelo caninos en invierno

Cuidado con los cortes de pelo caninos en invierno

El pelaje de nuestra mascota lo protege del frío, pero si no está bien cuidado puede poner en riesgo su salud.

por Laura Bech

Es muy habitual que, durante el invierno, nos de pena cortarle el pelo por temor a que sufran las inclemencias del tiempo. Cómo y cada cuánto tiempo hacerlo está determinado por cada raza y las condiciones en las que vive nuestra mascota. 

No es lo mismo un perro que está la mayor parte del día dentro  que uno que vive en una casa con jardín o duerme afuera. Para estar segura, antes de cortarle el pelo, debes analizar varias cuestiones sobre tu mascota. ¿Es pequeño, tiene el pelaje corto, es un perro anciano, muda de pelo varias veces al año?

El pelo protege a los perros

No todos los perros necesitan que se les corte el pelo. El manto de pelo que recubre su cuerpo cumple una función esencial, protegerlo contra las condiciones climáticas, tanto en invierno como en verano. En invierno parece muy evidente la función del pelaje animal, sin embargo, si en verano lo rasuras más de la cuenta o muy a menudo, pensando que pasará menos calor con menos pelo, podrías exponerlo a quemaduras solares. La piel de un perro con pelo no está preparada para protegerse de otra manera que no sea su pelaje.

Existen muchas clases de pelo, alrededor de ocho, antes de llevar a tu perro a la peluquería canina debes conocer cuál es la clase de pelo de tu mascota. Los pelajes que mudan no hace falta cortarlos, pero sí mantenerlos bien cepillados y evitar que se produzcan nudos. Los perros que mudan su pelo tienen la capacidad de generar más o menos pelo según las temperaturas. Así, en verano notarás que se le cae más y en invierno que lo tiene más denso. Salvo alguna excepción, si tu mascota tiene un pelaje que muda, debes dejarlo como está. En los perro que tienen el pelo raso, muy corto, mantienen su pelaje durante todo el año, entonces sí que es necesario un corte en determinados momentos. 

VER GALERÍA

Leer más: Estas son las razas de perro que peor llevan el frío

¿Cómo sé si tengo que cortarle el pelo a mi perro?

Si tu mascota tiene un pelaje de longitud media, descubrir si debes llevarlo a la peluquería o no, es más complejo. Para lograrlo es importante conocer sus rutinas y su hábitat. En ocasiones, basta con que mantengas su pelaje limpio y sin nudos. Salvo que notes actitudes diferentes, temblores o molestias, si su temperatura corporal no es inferior a 15º C, no hace falta cortarle el pelo. 

El tamaño de tu mascota es otro factor a tener en cuenta

Según la raza de tu perro y su tamaño contiene más o menos grasa. El Bullmastiff, por ejemplo, suele presentar un pelo de longitud media, pero si posee buena salud, la grasa que acumula debajo de la piel funciona también de capa protectora contra el frío. 

Cuando nos referimos a tamaño lo hacemos según su peso y contextura física, no a si es cachorro o un perro adulto. Los cachorros requieren algunos cuidados más exhaustivos en invierno, si es tu caso, mejor consúltalo con el veterinario.

Leer más: El invierno también llega para tu mascota, lo que debes tener en cuenta para pasearlo con frío

Si tu perro tiene el pelo corto pero duro, como el Pastor Alemán, Pastor Belga, el Husky o el Alaskan Malamute puedes optar por el corte con tijera, muy espaciado y un buen cepillado para mantener el pelo aseado. 

Cuando tienes una mascota con mucho pelo, como algunos Golden Retriever, el Chow-Chow o el Spitz es importante que sepas que cuando el pelo se corta con máquina a menudo se debilita, escoge bien la época del año en la que vas a llevarlo a la peluquería. 

En ocasiones, con  los perros a los que se les corta el pelo con frecuencia y durante todo el año, como el Bichón Maltés, el Fox Terrier, el Yorkshire o el Cocker, no somos tan constantes en el cepillado de su pelaje. Recuerda que es importante hacerlo para mantener la higiene del animal. 

Leer más: Si tu hijo tiene piojos, ¿tu mascota podría contagiarse?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie