La importancia de la postura en el deporte y cómo mejorarla

por hola.com

Una adecuada postura es esencial para cualquier actividad: ya sea en la vida cotidiana, en el trabajo y, cómo no, en la actividad deportiva. Cuando no estamos bien colocados, es decir, cuando no respetamos la correcta posición de nuestras articulaciones, nuestros músculos deben de hacer un sobreesfuerzo. Así, pues, se sobrecargan, se tensan y se contracturan con mucha más facilidad y las probabilidades de sufrir dolores y lesiones son altísimas.

Una correcta postura de nuestra columna vertebral será la única forma de trabajar correctamente el famoso 'core' (abdominales, músculos pelvitrocantéreos y estabilizadores de la columna y la pelvis…). Estos músculos son la clave para la buena ejecución de cualquier tipo de deporte.

- Lee: ¿Qué es el 'core' y por qué es importante fortalecerlo?

- Lee: 7 consejos para mejorar la postura y la ergonomía

- Lee: Lo que tu postura revela sobre ti

Sólo con una buena colocación de nuestra espalda y del resto de nuestras articulaciones podemos conseguir un alto rendimiento deportivo; ya que sólo de ese modo los músculos del cuerpo pueden trabajar con su máxima eficacia y sin riesgo de lesiones, tanto musculares como articulares. Esto es de gran importancia para muchísimos deportistas, tanto de 'a pie' como de élite que sufren lesiones por no trabajar adecuadamente su cuerpo.

Pongamos un ejemplo: los golfistas realizan grandes torsiones al ejecutar un swing. Si esas torsiones se hacen sin alargar la columna y dando espacio a las articulaciones vertebrales habrá compresión y, con el tiempo, fácilmente aparecerá el dolor y quizá también un pinzamiento vertebral.

- Lee: Así es la postura para correr más adecuada

El primer paso para mejorar tu postura es ser consciente de ella

Será importante la ayuda de un profesional que podrá guiarte e indicarte qué es correcto y qué no. Además será necesario conseguir un equilibro entre la fuerza muscular y el estiramiento. Solemos olvidar siempre los estiramientos y centrarnos en la tonificación o musculación; lo que es un error. Un músculo que pierde su capacidad de estiramiento será propenso a roturas o desgarros; además de impedir al cuerpo colocarse en su correcta posición.

- Lee: Lo que necesitas saber para estirar correctamente

Tampoco debemos olvidar que muchos deportes hacen trabajar el cuerpo de manera asimétrica, por ejemplo, un tenista suele usar sólo el brazo derecho. Esto provoca una descompensación muscular entre los dos lados, estando uno muy tonificado y el otro demasiado poco, y el dolor se reflejará en la espalda pues los grandes músculos de los brazos se insertan en ella.

Por esto mismo, desde Postural Fit insitimos en poner toda la atención en trabajar el cuerpo de manera global; trabajando todas las cadenas musculares de una manera correcta y equilibrada para evitar y compensar esas asimetrías.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie