Cómo aplicar bien el corrector de ojeras según el maquillador de las hermanas Kardashians

El experto ha desvelado sus trucos mejor guardados: ¡apúntatelos!

Por Blanca del Río

Es el artífice de los maquillajes de celebrities tan influyentes como las hermanas Kardashian, con lo que resulta natural que su firma, Makeup by Mario, haya arrasado nada más llegar a España, hace unas semanas. Los años de expertise de Mario Dedivanovic han resultado en unas fórmulas que encantan, pero también sus palabras ayudan a convertir sus productos en best sellers. Por ejemplo, los trucos que ha revelado para utilizar bien el corrector y lograr una mirada luminosa y descansada. 

- Tendencias 'beauty' de primavera: la guía ¡HOLA! de cabello, maquillaje y manicura

Uno de sus trucos de uso está en extender el corrector directamente con el aplicador bajo los ojos, es decir, en la zona de la ojera, aplicando más cantidad en la zona más cercana a la nariz y dejando el canto del ojo sin producto. De esta manera, consigue que en el difuminado no se acumule mucha cantidad de producto sino que quede un resultado mucho más natural, para evitar que se cuartee con el paso de las horas. 

Otra de las claves que tiene en cuenta a la hora de usarlo es que no aplica el corrector nunca demasiado cerca de la raíz de las pestañas, sino que deja al menos medio centímetro libre, concentrando todo el producto en el extremo de la ojera para difuminarlo mejor. Aplicarlo demasiado cerca estaría dejando al ojo sin sombras naturales y el resultado sería demasiado artificial. 

Para difuminarlo, utiliza el pincel de la firma (el número F5), que logra un difuminado suave y perfectamente integrado con la piel. Y aquí va otro de sus secretos: primero usa la brocha haciendo ligeros toques delicados y después realiza gestos de arrastre muy suaves para fundir mejor el producto en la piel y evitar acumularlo en líneas de expresión de la zona. 

El maquillador es experto en conseguir un rostro rejuvenecido a través del maquillaje y tiene un truco perfecto con efecto lifting: difuminar el corrector SIEMPRE en dirección ascendente y hacia fuera, en dirección a la sien. Hacerlo de forma contraria estaría dando al rostro un aspecto envejecido al “dibujar” las facciones hacia abajo.

El corrector de la marca, por cierto, se llama Surrealskin Awakening Concealer, es de cobertura media y modulable y su fórmula, además de iluminar visiblemente las ojeras y ser autofijadora para una mayor duración, está enriquecida con cafeína para una acción drenante de las bolsas. Un bombazo total. Su precio, 32,99 €. Está a la venta en Sephora. 

Otros usos del corrector de ojeras

Para subir la apuesta, te damos 5 tips más de uso de tu corrector. Porque este producto ha demostrado de sobra su versatilidad en el rostro y no sólo deberías limitarlo a las ojeras sabiendo la de cosas que puede hacer por ti... 

Como pre-base de sombras de ojos

Aplica una capa delgada de corrector en tus párpados antes de aplicar la sombra de ojos. Esto ayudará a neutralizar cualquier decoloración, hará que los colores de las sombras se vean más vibrantes y ayudará a que la sombra dure más tiempo sin agrietarse.

Para definir las cejas

Después de rellenar y dar forma a tus cejas, usa un pincel fino para aplicar una pequeña cantidad de corrector justo debajo del arco de la ceja y mezclalo bien. Esto ayuda a limpiar cualquier error y a dar un aspecto más definido y levantado a las cejas.

Como iluminador

Elige un corrector un tono más claro que tu piel y aplícalo en los puntos altos del rostro que quieras resaltar, como el centro de la frente, el puente de la nariz, el arco de Cupido y la parte superior de los pómulos. Difumínalo bien para un acabado natural y luminoso.

Para corregir imperfecciones

Usa el corrector para cubrir manchas, granitos o cicatrices en el rostro. Aplícalo directamente sobre la imperfección y difumínalo alrededor de los bordes para que se mezcle con el resto de tu piel.

Para definir los labios

Después de aplicar el lápiz labial, usa un pincel pequeño para aplicar corrector alrededor del borde exterior de los labios. Esto ayuda a corregir cualquier error en la aplicación del labial y a dar un acabado limpio y definido. También puede hacer que tus labios se vean más pulidos y destacados.