Muere la fotógrafa Ouka Leele, uno de los iconos de la Movida madrileña, a los 64 años

La artista se convirtió en uno de los máximos referentes del movimiento que transformó la cultura española con sus fotografías coloreadas con brillantes tonos

Por M. J. S

“Yo quise ser artista desde que tuve uso de memoria” aseguró en una ocasión Ouka Leele. La fotógrafa, que con su personal mirada supo plasmar el espíritu rompedor de la Movida madrileña, ha fallecido en Madrid a los 64 años a causa de una enfermedad. Su transformación de fotografías en blanco y negro en estampas coloreadas, que explotaban con una combinación de brillantes tonos y tornaban la realidad en fantasía, la convirtieron en uno de los iconos de este movimiento que supuso un antes y un después en la cultura y el arte españoles.

'Cinco miradas, cinco mujeres', la exposición que reúne a cinco fotógrafas excepcionales

VER GALERÍA

Bárbara Allende Gil de Biedma, así se llamaba realmente, nació en Madrid en 1957. Era hija de Gabriel Allende Maíz, arquitecto y muy aficionado al arte, y Victoria Gil de Biedma, que era la hermana del conocido poeta (además era la artista prima segunda de Esperanza Aguirre). Ya con 22 se enfrentó a un cáncer. Cuando el cine, la música y el arte españoles estaban en plena y radical transformación, Ouka Leele se hizo un hueco con su propuesta, inspirada en composiciones barrocas y que tanto recordaban al pop art capitaneado por Andy Warhol. Comenzó su andadura en la capital y también en Barcelona, donde pasó un tiempo con amigos y compañeros como El Hortelano y Ceesepe. Nueva York fue también otro de sus destinos.

Su trabajo apareció en revistas como Zoom, Nueva Lente, Playboy y  Penhouse. En 1987, se organizó su primera retrospectiva en el MEAC. Participó en la Bienal de Sao Paulo, en la conocida feria ARCO y en 2005 publicó un libro de poemas y dibujos, titulado Floraleza. Ese mismo año recogió el Premio Nacional de la disciplina. En 2009 se estrena un documental dirigido por Rafael Gordon sobre su vida, La mirada de Ouka Leele, que fue nominado a mejor documental en los Goya. “La gente se toma mis imágenes como una crítica social cuando es todo lo contrario: es la sublimación de lo cotidiano” decía en este proyecto.

VER GALERÍA

El mundo de la cultura lamenta su muerte

Una de sus últimas exposiciones se celebró hace un año, en junio de 2021, en el Círculo de Bellas Artes. También entonces fotografió a su mejor modelo, su hija María Rosenfeldt, con las prendas de una colección de ropa reciclada para la firma Picopico. El último reconocimiento que recibió llegó de manos del Ayuntamiento de Madrid, que le concedió la Medalla de la ciudad por llevar el nombre de esta por todo el mundo. El mundo de la cultura y la política han lamentado la triste noticia de su muerte, dejando constancia del importante papel que tuvo la artista en la cultura de nuestro país e inundando el universo virtual con sus fotos más recordadas (por ejemplo, la famosa instantánea de los años ochenta Rappelle-toi Barbara que hizo en la plaza Cibeles o un autorretrato en el que aparecía rodeada de limones).

Achero Mañas, director y actor, escribió: "Te recordaré Ouka Leele. Y solo coincidimos en dos ocasiones. Suficiente para apreciar tu extraordinaria sensibilidad, tu inteligencia y tu enorme talento"; Montxo Arméndariz, director de cine: "Vaya racha...” y añadió un corazón roto; Gabriela Bustelo, escritora y periodista, señaló: "Lamento la muerte de la artista Ouka Leele porque con su marcha se pierde otra voz de la generación más libre que dio la cultura española. Sus fotografías tuvieron siempre ese espíritu iconoclasta, de humor existencial, que definió su tiempo. DEP". El Ministerio de Cultura y deporte recordó el premio que recibió en 2005: "Lamentamos profundamente el fallecimiento de Bárbara Allende Gil de Biedma, Ouka Leele. Fue la fotógrafa más destacada de La Movida. En 2005 fue reconocida con el Premio Nacional de Fotografía".