charlie watts

Fallece Charlie Watts, batería de los Rolling Stones, a los 80 años

El músico no iba a acompañar a la banda en su próxima gira que empieza en septiembre

por Marina Ortiz Cortés

El rock ha perdido a uno de los grandes: el batería de los Rolling Stones, Charlie Watts, ha fallecido a los 80 años en un hospital de Londres, donde ha estado acompañado por su familia. Así lo ha anunciado su publicista, Bernard Doherty, en un comunicado en el que anuncia la "inmensa tristeza" que esta pérdida supone para sus familiares, amigos y miembros de la banda, para los que pide respeto y privacidad. "Charlie era un marido, padre y abuelo muy querido", ha dejado claro, así como "uno de los mejores baterías de su generación".

La tragedia golpea a la familia de Keith Richards: fallece su exyerno tras ser arrollado por un tren

VER GALERÍA

El batería ya había comunicado el pasado mes de agosto que no estaría en el próximo tour de los Rolling que empieza en el mes de septiembre porque aún se estaba recuperando de una intervención médica que, pese a que había salido bien, requería aún que se mantuviera en reposo. La gira, que iba a recorrer varias ciudades de Estados Unidos y que estaba planeada para 2020 antes de que la pandemia cambiara los planes de todos, empezaba el día 26 con el músico Steve Jordan, que ya ha trabajado con ellos previamente, sustituyendo a Charlie.

Los Rolling Stones vuelven con sus éxitos de siempre para que los escuchemos como nunca

VER GALERÍA

Charlie es uno de los miembros originales de la banda, que se formó a principios de los años sesenta cuando él tocaba en clubs de blues y coincidió con sus compañeros por pura casualidad. Desde entonces no faltó a uno solo de los álbumes de estudio, y supo compaginarlo con una vida de lo más tradicional. En 1964, poco antes de que la banda diera el salto al estrellato, se casó con su mujer de la que aún a día de hoy estaba enamorado, Shirley. Tuvieron una hija, Seraphina, que a su vez le ha dado a su única nieta, Charlotte, con quien mantenía una fantástica relación. Vivían una vida tranquila en una zona rural a 4 horas de Londres y el año pasado adoptaron a un perrito abandonado de un refugio. La misma vida sencilla se reflejaba en su vestuario, que se alejaba de las excentricidades de sus compañeros Keith Richards o Mick Jagger. Era habitual verle con trajes sencillos y clásicos, acompañados por camisas y corbatas en colores tradicionales.

VER GALERÍA

El dolor que sintió Mick Jagger tras la muerte de su novia L'Wren, a juicio

En 2004, Charlie fue diagnosticado y tratado contra un cáncer de garganta del que, tras cuatro meses que incluyeron sesiones intensivas de radioterapia, consiguió recuperarse. Sin embargo, no interfirió en absoluto con su agenda con la banda ya que estaban en ese momento tomándose un descanso. Una vez se encontraba recuperado volvieron al estudio para grabar A bigger bang, el número 22 de su carrera (al menos en Reino Unido) y que vio la luz en 2005. El último fue Blue & Lonesome, publicado en 2016, tras lo que se sumergieron en una enorme gira que duró dos años y que será la última para el grupo con la presencia de su batería original. 

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie