Hugo Sierra

La decisión de Hugo Sierra que traerá consecuencias

El ganador de 'GH Revolution' se levanta en medio de la noche para comer a espaldas de sus compañeros

por Gtresonline

Las semanas de concurso están haciendo mella en los robinsones de Supervivientes 2020, que cada vez son más conscientes de la falta de recursos. Esta situación está siendo especialmente extrema para los habitantes de Playa Desvalida, Hugo Sierra, Ivana Icardi, Yiya, Nyno Vargas, Antonio Pavón y Ana María Aldón, que se encuentran en una zona con peores condiciones para la supervivencia. Mientras que los 'mortales' están disfrutando de los que ellos creen que son las últimas semanas de reality y se ven cada vez con más posibilidades de estar en la final, los 'desvalidos' siguen preparándose para el esperado reencuentro. Los concursantes cada vez están más entregados a la aventura y dan rienda suelta a la imaginación para realizar tareas que les hagan más llevadera la estancia en Honduras.

VER GALERÍA

Buena prueba de ello son Ivana Icardi y Hugo Sierra, quienes han construido una parrilla con materiales que han encontrado en la isla y con una buena dosis de esfuerzo y paciencia. La pareja de esta edición ha trabajado conjuntamente para elaborar esta herramienta, que les servirá para cocinar los peces que pesquen, mientras el resto de sus compañeros comía almendras contemplando el atardecer.

VER GALERÍA

Después de horas manipulando palos y cuerdas, el ex de Adara Molinero y la exconcursante de Grande Fratello conseguían finalizar su creación en el momento de irse a dormir. Sin embargo, en mitad de la noche, el ganador de GH Revolution se despertó para saciar su apetito con una brocheta de caracolas a la parrilla que disfrutó a espaldas de sus compañeros. "¡Qué buen momento este!", decía Hugo, antes de volver a irse al lado de Ivana, que permanecía dormida. Sin embargo, la decisión de comer a escondidas ha traído consecuencias para el uruguayo

VER GALERÍA

A la mañana siguiente, los robinsones se preguntaban dónde estaban las caracolas. "¿Dónde están las caracolas gordas?”, preguntaba la mujer de José Ortega Cano, que era la primera en darse cuenta de que faltaban alimentos. La modista aseguraba que había cinco caracolas de gran tamaño, mientras que Hugo reconocía que se había comido cuatro. "Comí lo mismo que ustedes", recalcaba Hugo, que pensaba que había comido la misma cantidad de caracolas que el resto del equipo. "Nosotros comimos de las pequeñas", le decía Ana María Aldón al ex de la ganadora de GH VIP 7. "La próxima vez me como las caracolas gordas. Ni espero ni reparto. Estoy harta de que desaparezca la comida", continuaba la diseñadora, visiblemente molesta con la actitud de Hugo Sierra y desesperada por la falta de alimentos en Playa Desvalida. 

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie