Alba Carrillo

Alba Carrillo, sobre Feliciano López: 'Ni ha querido llegar a un entendimiento'

La modelo nos ha abierto su corazón para explicar cómo se siente y confesarnos qué es lo que más le ha dolido de su separación de Feliciano López

por hola.com

Alba Carrillo atraviesa una delicada situación personal. En las páginas de ¡HOLA!, relata los duros momentos que atraviesa y su difícil situación personal, además de dar las claves sobre su difícil divorcio del tenista Feliciano López. La modelo ha abierto su corazón para explicar cómo se siente y recuerda algunas de las cosas que más le duelen. “El despecho es un sentimiento humano. Claro que estoy dolida, lo raro sería que no lo estuviera. Y también estoy muy enfadada”, asegura en las páginas del número de esta semana.

- El peor momento de Alba Carrillo durante su matrimonio: 'Tuve que acudir al psiquiatra, que me diagnosticó una fuerte depresión'

- ¿Quién es Fran Guzmán, el amigo de Alba Carrillo del que todo mundo habla?

- Feliciano López disfruta de sus éxitos ajeno a las declaraciones de Alba

La modelo dice que no le ha gustado cómo ha actuado su exmarido. “No ha querido hablar absolutamente nada, ni ha querido llegar a un entendimiento”. “Si yo me hubiera sentido mejor tratada, hubiéramos llegado ya a un acuerdo y no estaríamos en un juzgado. De hecho, todavía estoy dispuesta”, señala sobre el proceso de divorcio.

VER GALERÍA

Ahora que comienza a ver con más optimismo el futuro, “voy cogiendo fuerzas” asegura, Alba está dispuesta a luchar por lo que le corresponde y pasar página. “Por mi parte, está dado carpetazo al asunto, pero ya que me han vapuleado en todos los sentidos, lo que me corresponda legalmente, lo voy a luchar. Para mí es suficiente recompensa como mujer que dé la cara ante un juez” asegura tajante.

La modelo detalla en las páginas de la revista ¡HOLA! las peticiones que hace en la demanda de divorcio y recuerda cuándo comenzaron a ir las cosas mal en su matrimonio. Ha confesado además que atraviesa una depresión, para la que recibe tratamiento, y que ahora empieza a encontrarse mejor. “Desde enero me sentía muy triste y sola, porque veía que él delegaba cada vez más en su familia y que se iba distanciando. En menos de un mes perdí casi diez kilos. Tuve que acudir al psiquiatra, que me diagnosticó una fuerte depresión, y aún estoy yendo” añade.

Alba y Feliciano se casaron en una multitudinaria y romántica ceremonia en Toledo, en el mes de julio de 2015. Once meses después llegó la inesperada noticia de su separación, un golpe para la modelo que se ha refugiado desde entonces en su familia y su hijo Lucas.

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie