milla-maria-villota1

Gran fiesta del deporte y la solidaridad en la III Milla María de Villota

El Palacio de La Magdalena de Santander se convirtió en el centro de esta carrera popular que reunió a casi 400 personas que quisieron aportar su granito de arena disfrutando de un día en familia muy especial

por hola.com

Familias al completo compartieron, el pasado fin de semana, la difusión de los valores de superación, optimismo y solidaridad, transmitidos por la inolvidable piloto, en la celebración de la tercera edición de la Milla María de Villota, en la península de la Magdalena. La prueba, que estuvo enmarcada dentro del programa de actividades de 2016 del Legado María de Villota, con la participación activa de la Fundación del Consejo Superior de Deportes, consistió en una carrera cuyo fin era recaudar fondos para la Fundación Ana Carolina Díez Mahou, dedicada a los niños que sufren enfermedades neuromusculares mitocondriales.

VER GALERÍA

La emoción y el recuerdo a la figura de María estuvieron muy presentes en todo momento, sobre todo para la familia de la querida piloto. Así, pudimos ver a sus padres, Emilio e Isabel, además de su viudo, Rodrigo García Millán, que participaron en la carrera y se mostraron muy agradecidos por el éxito de convocatoria.

Casi 400 corredores no quisieron perderse esta carrera popular, disputada en las categorías de niños, adultos y familias, en un entorno único que convierte esta Milla en la más bella y exigente, en cuanto a competiciones celebradas de estas características. Deportistas y aficionados no quisieron perderse esta cita deportiva tan especial, que contó además con la participación de deportistas cántabras, como la atleta Mercedes Palacios y la regatista Berta Betanzos.

VER GALERÍA

También se sumaron a la carrera el director general de la Fundación Deporte Joven, Alfonso Jiménez; el concejal de Deportes del Ayuntamiento de Santander, Juan Domínguez; la presidenta de Avanza ONG, Paloma Ascaso, y el director de la Fundación Ana Carolina Díez Mahou, Javier Pérez-Mínguez.

La carrera infantil tuvo un recorrido de 350 metros, alrededor del palacio de la Magdalena. Por su parte, los adultos se enfrentaron a una distancia de una milla. Por tercer año, la solidaridad estuvo muy presente en la “Milla María de Villota”, cuya recaudación se ha destinado al programa “Primera Estrella”, que puso en marcha la propia María. Gracias a ello, los niños beneficiarios, afectados de enfermedades mitocondriales y neuromusculares, recibirán un total de 400 tratamientos de fisioterapia motórica y respiratoria en sala y agua. También se desplazó a Santander la acción “Fórmula 1 Kilo” del Legado María de Villota. Gracias a esta iniciativa, se recogieron 200 kilos de alimentos no perecederos que, esa misma mañana, fueron entregados por Avanza ONG en la Cocina Económica de Santander, gestionada por las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paul, para atender a personas desfavorecidas.

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie