San Pedro Cultural, iglesia románica y centro astronómico en Becerril de Campos, Palencia

BECERRIL DE CAMPOS

Aprender de ciencia en una iglesia románica de Palencia

San Pedro Cultural ha pasado de ser una iglesia medieval en ruinas a ser un centro astronómico y lo más visitado de la comarca palentina de Tierra de Campos. Entender (¡por fin!) el funcionamiento de un péndulo de Foucault, el de un reloj solar o el de una línea meridiana son solo algunas de las sorpresas que te harán enamorarte de ella. Un espectáculo para todos los públicos.

por Elena del Amo

Sobre el techo antaño derrumbado de la iglesia de San Pedro, una cubierta con luces led reproduce las constelaciones que iluminan las noches de verano en este rincón de la comarca de Tierra de Campos. El trazado de una línea meridiana cruza el pavimento de este templo del siglo XII, mientras en su fachada un reloj solar de doble cara permite leer las horas de la mañana y de la tarde. Y es que, desde el ábside hasta la portada, todo en San Pedro Cultural te acerca de la forma más didáctica a los secretos del universo.

¿Te gustaría hacer una visita guiada a San Pedro Cultural?

Enseñar la ciencia desde la emoción ha sido el gran logro de los arquitectos palentinos Carlos y Juan del Olmo y Álvaro Gutiérrez. A los tres les apasionaba el aspecto romántico de «ruina encontrada» de esta iglesia medieval a la que apenas le quedaban tres muros en pie y unos arcos a punto de desmoronarse. El Ayuntamiento de Becerril de Campos pretendía restaurarla para abrir una sala cultural. Al encomendarle la tarea a estos tres visionarios se alinearon los astros y vio la luz un espacio único donde el arte y la astronomía van de la mano.

VER GALERÍA

Tras año y medio de obras, San Pedro Cultural (sanpedrocultural.es) fue inaugurado el 19 de marzo de 2015 por una ministra y varios alcaldes, aunque, como le gusta decir a Carlos del Olmo, «al día siguiente lo inauguró el sol con un eclipse». Desde entonces, esta maravilla de planta románica, cuerpo renacentista y decoración barroca atrae a unos 25.000 visitantes al año, se ha convertido en el primer edificio reconocido por la Fundación Starlight como «Monumento astronómico», y el año pasado ganaba el premio internacional Starlight a la divulgación astronómica.

Esta ventana al universo no solo ha puesto la comarca de Tierra de Campos en el mapa, sino que ha contagiado su pasión por el cosmos al pueblo entero. Si en el ayuntamiento de Becerril han habilitado un Escape Room (escaperoombecerril.com) en el que los participantes tienen 60 minutos para infiltrarse en un despacho de la NASA, por sus calles han recreado un sistema solar a escala donde entender la inmensidad del espacio al toparse con el panel que, de camino a la casa consistorial, informa sobre el diámetro o el periodo orbital de Saturno. O con el de Urano en la plaza Mayor, el de Plutón junto a la torre mudéjar de San Martín, o el de Júpiter muy cerca de San Pedro Cultural.

VER GALERÍA

No te lo pierdas: Palencia de norte a sur, a pie, en bici y ¡hasta navegando!

Hoy este singularísimo centro municipal acoge desde conciertos y obras de teatro hasta conferencias y bodas civiles. Aunque su plato fuerte son las visitas –mucho mejor cuando se hacen guiadas– por su colección permanente. Sin haber perdido ese halo de «ruina encontrada» que enamoró a los arquitectos, en su interior alberga objetos tan insólitos como el meteorito procedente del cinturón de asteroides que cayó en 2004 en la provincia de Palencia, o una pieza del satélite LISA Pathfinder cedida por la Agencia Espacial Europea.

VER GALERÍA

Iniciativa de la Agrupación Astronómica Palentina fue instalar un péndulo de Foucault –de los pocos que pueden verse funcionando en España– para que incluso los niños comprendieran la rotación de la Tierra. Y única a la vista y en funcionamiento es la línea meridiana que indica los solsticios y los equinoccios y sirve tanto de reloj como de calendario gracias al orificio al exterior que, estratégicamente ubicado, deja penetrar un haz de luz.

Para disimular el muro que hubo que añadirle al edificio a fin de que no entraran la lluvia y el viento, la artista palentina Ana Esther Calvo dibujó un trampantojo de planetas, y apenas la semana pasada colgaban por allí la pieza de la misión Solar Orbiter que aún está por inaugurar oficialmente y que, como la del LISA Pathfinder, les hizo llegar desde Holanda el ingeniero de la Agencia Espacial Europea y palentino César García Marirrodriga.

Se ve que esta ruina a cielo abierto estaba predestinada a ser una iglesia abandonada a un balcón al universo. Porque durante su restauración, justo detrás de donde antaño hubo un retablo, apareció un nicho medieval de estrellas púrpuras de ocho puntas. Los arquitectos se las ingeniaron para que la luz del sol incida justo sobre él durante el solsticio de invierno. ¿Necesitas más excusas para acercarte a ver el espectáculo el 21 de diciembre?

MUY PRÁCTICO

San Pedro Cultural se encuentra en la localidad de Becerril de Campos. Abre a diario salvo los lunes. Se puede entrar por libre o, mucho más recomendable para entender cada pieza y su funcionamiento, sumarse a sus visitas guiadas, a las 12 y las 13.30 h. La entrada cuesta 5 € y 3 € reducida.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie