Alberto de Mónaco realiza su primera aparición pública tras anunciar su compromiso y revela que la boda será en el verano de 2011

El soberano monegasco presenció desde el balcón del palacio Grimaldi las festividades de San Juan, acompañado por su hermana la princesa Carolina y su sobrina Alejandra de Hannover

por hola.com

Su primera aparición tras abandonar la soltería no se ha hecho esperar. El príncipe Alberto II de Mónaco anunciaba este miércoles su compromiso con la ex nadadora sudafricana Charlene Wittstock y horas más tarde se dejaba ver en uno de los balcones del palacio Grimaldi, desde donde presidió las celebraciones de la festividad de San Juan. El soberano monegasco estuvo acompañado por su hermana mayor, la princesa Carolina, y su sobrina Alejandra de Hannover. 


VER GALERÍA


La Princesa de Hannover, más presente en la vida social monegasca desde hace unos meses, quiso estar junto a su hermano en un día muy especial para él y para todos los ciudadanos del Principado: el primero del Príncipe como hombre comprometido. Junto a ellos estuvo en esta ocasión la hija pequeña de Carolina, la princesa Alejandra, que al igual que su madre vistió de blanco, uno de los colores de la bandera de Estado.
 

VER GALERÍA


Los hermanos Grimaldi y la pequeña Alejandra presenciaron los bailes y hogueras con los que se marca el inicio de la época estival junto a dos primas americanas de los príncipes y con el cura César Penzo, que celebra habitualmente las misas en la capilla del palacio. Después, el príncipe Alberto y la princesa Carolina se reunieron en el patio del Ayuntamiento de Mónaco con los ganadores del concurso de lengua monegasca llevado a cabo en los centros educativos del Principado y posaron con Palladio, un grupo de folk monegasco que celebra su 90 años.


VER GALERÍA


La princesa Alejandra de Hannover fue quien más disfrutó de estos festejos. Primero junto a su madre y su tío, y después sola en otro de los balcones de palacio, la pequeña saludó con la mejor de sus sonrisas a los ciudadanos reunidos en la plaza y aplaudió las danzas de los artistas. Al caer el sol, se unió a ellos y se atrevió a dar unos pasos de baile ante las atentas miradas de los presentes.


VER GALERÍA


"La boda tendrá lugar el próximo verano"
Habían pasado tan sólo cuatro días desde que Europa viviera una Boda Real cuando el soberano de Mónaco sorprendía, ayer mismo, anunciando sus próximas nupcias con la que ha sido su compañera durante casi cuatro años. Después de dar a conocer al mundo mediante un comunicado que dejará de ser uno de los solteros de oro de la realeza, el príncipe Alberto concediía una entrevista a Nice-Matin en la que ha asegurado que "la boda tendrá lugar el próximo verano (el de 2011)".

"Sé que los ciudadanos de Mónaco han estado esperando este momento. Hoy, quiero compartir mi alegría con ellos", declara el hijo de los desaparecidos príncipes Raniero y Grace. “Deseo que Charlene, que ama a Mónaco y ya lo conoce bastante bien, entienda todas las particularidades de la vida de mi país para integrarse completamente. También deseo que la población monegasca la reciba con benevolencia y que aprecien su cultura y la nueva visión que ella puede aportar", ha declarado el sucesor de Raniero.

"Construida sobre la base de los valores del deporte, Charlene tiene una fuerte personalidad", añade el príncipe Alberto de su prometida. "Su interés por las causas humanitarias, en particular para los problemas que afectan a la infancia -en la nota oficial se revela que la bella ex nadadora trabajó como educadora infantil antes de instalarse en el Principado en el año 2006- manifiesta su alta sensibilidad y apertura a los demás.”

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie