Skip to main contentSkip to footer
bodapati1© Paz Sriphova

El vestido de mangas abullonadas de Pati, la novia que se casó en Madrid con un sombrero cordobés

'La arquitectura hecha vestido', así defino el diseño blanco con el que prometió amor eterno a su pareja


7 de mayo de 2024 - 11:36 CEST
bodapatijpg024a© Paz Sriphova

La mañana de sábado 2 de marzo de 2024 la capital amanecía entre nubes grises y amenazas de lluvia, pero nada podía opacar el gran día de Pati. Llegaba a la parroquia de San Agustín subida en un coche antiguo con el vestido de novia de sus sueños, obra de From Lista With Love, para prometerse amor eterno con Juan ante los ojos de Dios y su familia, con una ceremonia íntima oficiada por su directo espiritual, el Padre Javier Alonso, y un programa de música barroca que elaboraron ellos mismos con especial cuidado. Y en este característico día de invierno en el que la moda jugó un papel muy importante, ¡incluso destacan guiños a la cultura andaluza en su look! "Los dos somos de Madrid, aunque yo tengo alma del sur" relata sobre por qué era tan importante tener esto presente en el compromiso más feliz de su vida.

- La historia de Cristina, la novia que se casó en Córdoba con un vestido diseñado por su suegra y mantilla

bodapati3© Paz Sriphova

"La verdad, tuve las cosas bastante claras desde el principio: el cuello, que es muy yo, manga larga con  presencia, contraste de texturas… También sabía que sería un diseño con dos partes diferenciadas, una más elaborada sobre otra más sencilla. Y claro, el sombrero cordobés. Maca y Javier (los diseñadora de la marca nupcial) lo entendieron desde el principio, mi debilidad por el sur" cuenta sobre la elección de su original tocado. 

bodapatijpg013a© Paz Sriphova

Hay quienes tardan en decantarse por quien va a dar vida al traje de sus sueños, pero nuestra protagonista, casi antes incluso de llevar un anillo de prometida en la mano, ya tenía por seguro quién serían los elegidos. "Yo ya miraba diseñadores mucho antes de estar comprometida. From Lista With Love tuvieron mi atención desde el principio. ¡Escribí a Maca y a Javier el mismo día que Juan se declaró!" cuenta entre risas. 

- Ana, la novia del vestido clásico desmontable que se casó en un pazo de Pontevedra bajo la lluvia

bodapatijpg022a© Paz Sriphova

Simbiosis entre moda y arquitectura

No siempre es fácil encontrar esa conexión de la que todas las novias hablan sobre su diseñador, su experiencia demuestra que, una vez más, la sintonía forma parte de un buen cóctel. "Fueron muy  cariñosos, tuvimos una conexión muy especial. Además, son muy divertidos, algo que es muy  importante para mí. También influyó que Javier es arquitecto, como Juan, y eso era una ilusión añadida,¡arquitectura hecha vestido!" así define el diseño de líneas rectas y sobrecamisa bordada de flores blancas y mangas de organza abullonadas y puños ceñidos con el que daba un paso más en la vida. 

bodapatijpg004a© Paz Sriphova

Como casi todas las novias con las que hablamos, coincide en que lo más importante a la hora de elegir diseño es "sin duda, sentirse una misma. Que el vestido refleje el propio carácter, quien soy" nos explica Pati, protagonista de una de las bodas invernales más bonitas y fotogénicas de la temporada. Su visión nos demuestra que ser original al mismo tiempo que elegante es sinónimo de éxito, siempre y cuando respetes las siluetas y tejidos que encajen bien contigo.

- Gema, la novia que se casó en Madrid con un vestido sencillo de capa desmontable

bodapatijpg012a© Paz Sriphova

Con una imponente capa que hacía las veces de cola, se ha coronado como toda una inspiración para aquellas que buscan la diferenciación y casarse en los meses más fríos del año. Aunque es cierto que la madrileña estuvo en muy buenas manos durante la creación del atuendo: "aprendí mucho con Maca y Javier. Lo que se puede mezclar, lo que no, lo que quizá… La misma idea  tuvo muchos materiales, hasta que todo se fue afinando, romper y reunir, prueba y error, siempre  con mucho salero". Y lo completo con unos altísimos zapatos con plataforma en color nude de Bimani

bodapatijpg026a© Paz Sriphova

Un vestido con vida más allá de la boda

Tras semanas y semanas creando desde cero en el atelier, no quería que su look terminara en el olvido después de la boda. "En realidad, ¡no hemos terminado!" nos explica. "Estamos pensando que, en lugar del baúl, al vestido le espere una segunda vida. Quién sabe si, escondido, haya un vestido de cocktail" cuenta emocionada sobre la gran probabilidad de volver a lucirlo en otras ocasiones. 

- Bea, la novia del vestido sencillo con chaleco desmontable que se casó en Barcelona

bodapatijpg015a© Paz Sriphova

Aunque para el gran día, según explica, no quiso seguir las modas y cambiarse de ropa en plena celebración. "Nunca quise un cambio de aspecto" explica sobre por qué no llevó un segundo look, pero lo que sí hizo para variar la imagen tan imponente fue suprimir la cola de organza tras la ceremonia religiosa.

bodapatijpg006a© Paz Sriphova

En cuanto a seguir con las tradiciones, no entraba en sus planes, "me daba un poco igual. No le doy mucha importancia a estas costumbres ni soy supersticiosa". Lo mismo nos explica sobre si considera importante seguir al pie de la letra las modas que vemos sobre la pasarela, "creo que las tendencias son menos importantes que sentirse uno mismo. Las modas vienen y se van. Las personas cambiamos menos".

- Esther, la novia del vestido con capa asimétrica que se casó en una finca colonial de Tenerife

bodapatijpg005a© Paz Sriphova

El vestido y sus bordados florales confeccionados a mano robaban toda la atención, razón por la que buscaba joyas sencillas. "Los pendientes fueron un regalo de mis hermanos. Quería algo muy sencillo, que no destacase  demasiado y dieron con unos perfectos. Luego, claro, llevaba el anillo de pedida que me regaló Juan".

bodapatijpg018a© Paz Sriphova

El complemento estrella

Arriesgado es el adjetivo que mejor define al complemento estrella de Pati, que según nos cuenta, fue la clave del look nupcial. "Vino de aquella sombrerería de la Plaza Mayor que conocí un año antes, cuando buscaba uno cordobés para acompañar a mi ahora marido a una boda". Una compra que por aquel entonces jamás habría imaginado que llevaría en esta fecha tan especial. Además, gracias a este accesorio, vivió una de las escenas más recordadas del convite.

"Juan llevaba tiempo sugiriendo que me apuntara a clases de flamenco. Así es que decidí darle una  sorpresa y bailar Alegrías en la boda. El sombrero cordobés era ideal para colgarse a la espalda. El caso es que llevaba semanas de ensayos y, al llegar el momento, al poco de arrancarme, me quedé en blanco. Intentando disimular, le hacía gestos para que se uniera al baile. Fue bonito, nos dicen que no se notó nada, aunque no se si acabo de creérmelo…"

Charlotte, la novia suiza que se casó con un romántico vestido español en las montañas de Irlanda

bodapatijpg002a© Paz Sriphova

La sencillez fue la base principal de su maquillaje, en cambio, al llevar un tocado de ala ancha y rígida, tenía menos opciones en cuanto a peinado que continuara con la imagen que Pati quería transmitir, sin renunciar a su esencia personal. "¡El sombrero cordobés me hablaba de coleta ondulada! Y a través de una amiga conocí a Alicia, encantadora, y congeniamos enseguida. Supo imaginar conmigo lo natural que quería estar ese día" relata.

bodapati4© Paz Sriphova

Flores con recuerdos a infancia

Para romper un poco con la línea pura que rodeaba su estilismo, apostó por llevar un ramo en tonos oscuros que poder tener toda la vida en casa. "Siempre me han gustado las flores preservadas. Las hortensias me recuerdan a la casa de verano de  mis abuelos. El ramo debía llevarlas. El lazo, del mismo color que el vestido de Carlota, nuestra niña de arras, fue regalo de mi hermana. Cosida a él, llevaba una pequeña medalla de la Virgen que dibujamos en la arena de un pueblecito de pescadores donde Juan me pidió matrimonio" cuenta. 

La historia de Rocío: versionó los vestidos de novia de sus abuelas y una colcha familiar para su boda de Benicasim

bodapatijpg009a© Paz Sriphova

"Juan y yo nos conocimos en el entorno de Effetá -Emaús de la Parroquia de San Agustín-. La  verdad es que, gracias a ese marco, había ya mucho en común" nos explica sobre la importancia de compartir valores y creencias para formar un buen y sólido matrimonio. "Nos casamos el 2 de marzo de 2024. Fue algo muy hablado desde el principio, formar una familia. Juan se declaró el pasado verano, en un viaje al Algarve portugués. La excusa fue la visita a una  pequeña capilla de un maestro arquitecto al que tenemos admiración". Explican que para el evento, que tuvo lugar en la finca Las Jarillas "pocas cosas tuvimos tan claras como que todo sería muy nuestro, pensado por nosotros, sin  wedding planner. Supimos que no habría nada accesorio que hiciera ruido. Es fácil dejarse llevar  por cosas que pueden estar bien pero que quizá resten significado a lo importante". 

bodapatijpg023a© Paz Sriphova

Pati quiere agradecer especialmente su trabajo a los proveedores que estuvieron junto a ellos el día de la boda:

  • Vestido: From Lista with Love
  • Zapatos: Bimani
  • Maquilladora y peluquera: Alicia La Torre
  • Ramo: Concari
  • Lazo del ramo: Srta. Calista 
  • Profesora de flamenco: Flamenco Megumi
  • Fotografía: Paz Sriphova 
  • Finca: Las Jarillas
  • Catering: Aldovea
Tu boda HOLA