Imagen 5/25
Los pros y contras de tener dos bebés muy seguidos

Los pros y contras de tener dos bebés muy seguidos

Los bebés empiezan a correr a partir de, aproximadamente, el año y medio (depende del desarrollo psicomotriz de cada uno), y con esta nueva habilidad llega también la libertad: libertad para salir corriendo detrás de una pelota, subirse a un taburete y, sobre todo, adquirir un nuevo sentido de la independencia. De ahí que suela establecerse una categoría especial para papás y mamás epecialmente intrépidos que se atreven a aumentar la familia cuando el primer bebé aún no ha cumplido los dos años: en un momento crucial del desarrollo como éste, en el que se deben tener mil ojos con el 'peque', aumentar la familia puede parecer una locura, añadiendo a los nueve meses de embarazo el tener que pensar en pañales, tomas, papillas y baños x2. A pesar de todo, existen unos cuantos pros que compensan esta decisión. Estas son algunas de las ventajas e inconvenientes de tener dos 'peques' muy seguidos. VER NOTICIA >>

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie