Imagen 28/29
Los Príncipes de Orange presidieron el concierto del 120º aniversario de la Orquesta Real de Ámsterdam 

Los Príncipes de Orange presidieron el concierto del 120º aniversario de la Orquesta Real de Ámsterdam 

Una velada amenizada por música de lujo es lo que vivieron los Príncipes de Orange con motivo del 120º aniversario de la Orquesta Real de Ámsterdam, la orquesta sinfónica más conocida y respetada de Holanda y de la que Máxima es madrina de honor. Para la princesa Máxima, que lució un vestido plateado de lentejuelas y tirantes que complementó con zapatos peep toes negros y el pelo recogido en un moño, era una ocasión muy especial y por ello decidió llevar los pendientes que lució el día de su boda, hace seis años: unos pendientes largos, formados por un hilo de brillantes terminados en una lágrima de diamante. VER NOTICIA >>

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie