Imagen 29/30
El presunto asesino de Marta del Castillo ha confesado que no la tiraron al río Guadalquivir

El presunto asesino de Marta del Castillo ha confesado que no la tiraron al río Guadalquivir

Miguel Carcaño, el asesino confeso de la joven Marta del Castillo, ha rectificado su confesión. El presunto asesino ha confesado que no está en el río Guadalquivir donde los buzos llevan buscando más de un mes sino en un vertedero de basuras. Carcaño ha asegurado ahora que arrojó el cuerpo de Marta a un contenedor de basuras situado en la esquina de las calles León XIII y Jorge de Montemayor de Sevilla. Según esta nueva confesión Miguel no estaba solo en el momento del asesinato sino con un grupo de amigos entre los que se encontraban Samuel Benítez, y el menor conocido como 'el Cuco', lo que incrimina, definitivamente, a todos en el crimen. Tras este nuevo giro en la investigación, en la que también se señala que la joven no fue asesinada con un cenicero, el juez llamará a declarar de nuevo a los detenidos.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie