Imagen 7/28
Una pintura de Rothko se convierte en la obra de arte contemporáneo más cara de la Historia

Una pintura de Rothko se convierte en la obra de arte contemporáneo más cara de la Historia

Ha batido todos los récords a pesar de su sencillez. Se llama Centro Blanco (Amarillo, Rosa y Lavanda sobre Rosa) y fue realizada en 1950 por Mark Rothko. David Rockefeller la sacó a subasta a través de Sotheby's y se estimaba que se pagaría por ella unos 40 millones de dólares, pero todo el mundo se quedó sorprendido cuando un postor anónimo la adquirió por teléfono por 72,8 millones. Esta astronómica cifra convierte a este cuadro en la obra de arte creada después de la Segunda Guerra Mundial más valiosa que se haya vendido en subasta.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie