Imagen 1/27
El chupinazo desata la alegría en los Sanfermines

El chupinazo desata la alegría en los Sanfermines

A las 12 de la mañana, como cada seis de julio, miles de personas han asistido al chupinazo en la plaza del Ayuntamiento y se anudaban el mítico pañuelo rojo al cuello. Con una marea de pañuelos, una lluvia de vino y gritos de ¡viva San Fermín! dieron comienzo los días más grandes de Pamplona: nueve días de fiesta y toros que atraerán a cientos de miles de personas venidas de todos los rincones del planeta. Pamplona ya se tiñe de blanco y rojo: comienzan los Sanfermines 2010.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie