Operación Triunfo

Cinco curiosidades de moda vistas en la final de Operación Triunfo 2018

Looks virales, conjuntos repetidos y el regreso de Amaia marcaron la última gala de la edición

por Paula Callejo

Después de 92 días viviendo la que sin duda será una de las experiencias más impactantes de sus vidas, ayer los finalistas de Operación Triunfo 2018 se subieron al escenario para competir por la primera plaza en el concurso, que finalmente y de manera muy ajustada fue para Famous. En la que ha sido la última gala de esta edición, además de grandes actuaciones y emotivos momentos, vivimos varias curiosidades de moda encabezadas por el estilismo que escogió la ganadora de OT 2017 para su regreso al programa. 

Amaia, fiel a su esencia

La navarra fue la invitada de lujo de la noche, presentó el adelanto de su nuevo disco y le pasó el testigo a Famous. Para una ocasión tan especial en la que pisaba de nuevo el plató en el que se proclamó vencedora hace menos de un año, Amaia optó por un vestido que sigue la estética de delicadeza marcada por su videoclip. Se trata de una pieza de Paloma Wool, su diseñadora de cabecera desde que salió de la academia, con escote en 'V', espalda cruzada y falda larga con una pequeña abertura confeccionado en satén lila. Lo combinó con zapatos destalonados de tacón ancho forrados con terciopelo.

La falda iluminada de Natalia

Natalia, una de las preferidas del público desde el principio del concurso, finalmente quedó tercera gracias a su interpretación del tema Never enough, en la que deslumbró también con su look, que se hizo viral debido al parecido con otros que lucieron anteriormente otras artistas. Tanto la representante de Estonia en Eurovisión 2018 -que llegó a publicar un tuit haciéndose eco de la similitud-, la de Moldavia en 2013 o Jennifer Lopez en 2015 durante el programa American Idol apostaron por vestidos blancos sobre los que se proyectaron juegos de imágenes como en el de la ya extriunfita.

El look viral de Alba Reche

Otro de los conjuntos que más comentarios acaparó en redes sociales fue el de la segunda clasificada, Alba Reche, que, tras cantar Creep de Radiohead enfundada en un minivestido de lentejuelas en tono nude, se cambió para su segunda actuación de la noche. La combinación del top negro de manga larga, los pantalones tipo cargo en verde caqui y las botas de estilo militar recordó a los fans del talent al del personaje de dibujos animados Kim Possible, por lo que las redes sociales no tardaron en colapsarse con divertidos montajes comparativos.

La influencia del 'no escote' de doña Letizia

Sabela acabó en el cuarto puesto, y fue la única finalista que únicamente optó por un look, protagonizado por una creación verde esmeralda de cuerpo entallado y minifalda evasé que contaba con un detalle que recordó a uno de los últimos modelos más comentados de la Reina, el escote con truco para evitar enseñar más de la cuenta. Curiosamente, Natalia también lució un top con este tipo de abertura cubierta de tul.

El diseño de Noemí Galera que ya habíamos visto

Para una noche tan especial, la directora de la academia quiso escoger un look a la altura, y se decantó por un vestido de estética camisera con manga francesa y falda larga en tono burdeos de Dolores Promesas. A pesar de que esta prenda está a la venta en la web de la marca por 525 euros, lo cierto es que hace casi cuatro años Sara Carbonero lució una exacta de la misma casa pero en un tono de rojo menos oscuro, por lo que es probable que la de Noemí se trate de una reedición del que es uno de sus grandes básicos.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie