Keira Knightley y Marion Cotillard

Keira Knightley y Marion Cotillard, duelo de estilo entre invitadas perfectas

Ambas actrices han escogido deslumbrantes diseños de Chanel para acudir a la Paris Opera Gala celebrada en el marco de la semana de la moda francesa

por Paula Callejo

Hace apenas cuatro días desde que dio comienzo la Paris Fashion Week y ya nos ha dejado grandes momentos estilísticos. A las novedades propuestas sobre la pasarela por firmas como Saint Laurent, Dior o Jacquemus se le suman los inspiradores conjuntos de las influencers, actrices y modelos que asisten a disfrutar de los desfiles y los grandes diseños que las celebrities escogen para acudir a las glamurosas fiestas que se celebran estos días. Una de las grandes fiestas organizadas año tras año en este exclusivo marco es la gala que inaugura la temporada de ballet en la Ópera de París. Esta vez, han sido las actrices Keira Knightley y Marion Cotillard quienes han acaparado todos los flashes a su llegada al palacio Garnier y han deslumbrado con sus impecables elecciones de vestuario.

No solo comparten una envidiable carrera profesional y el prestigio de haber conseguido varios de los premios cinematográficos más relevantes, sino que también coinciden en cuestiones de estilo. Tanto Marion como Keira han reconocido en numerosas ocasiones su pasión por la moda, y ambas han encontrado en las casas francesas sus mejores aliadas para las grandes citas. La protagonista de La vida en rosa fue durante unos años imagen de Dior, aunque últimamente parece haber inclinado la balanza en favor de Chanel, quien firma el vestido que lució anoche. Por su parte, la que fuera Elizabeth Bennet en Orgullo y Prejuicio siempre ha estado ligada a la marca capitaneada por Karl Lagerfeld, por lo que no resultó llamativo que ayer volviera a apostar por ella. 

Marion ha rescatado un vestido de la colección otoño-invierno 2013 de la línea de Alta Costura de la marca. Se trata de un diseño de silueta lápiz blanco y negro cuajado de lentejuelas con detalles cut out en los hombros. Le ha sumado botines de charol y bolso de mano a juego y ha prescindido de joyas. En cuanto al beauty look, ha decidido abogar por la naturalidad y ha recogido su melena en un moño de acabado messy que despejaba su rostro maquillado efecto 'cara lavada' en el que únicamente destacaba el labial coral.

El vestido de Keira tampoco era una creación nueva, aunque es más reciente que el de su compañera, ya que pertenece a la colección primavera-verano 2017 de Chanel. En su caso, la británica ha elegido un original diseño plateado sin mangas con detalles de pedrería en el pecho, cinturón a tono y falda en línea 'A' de tejido acolchado con bajo de abalorios. Le ha sumado sandalias también metalizadas y unos pendientes de diamantes. Al igual que Marion, ha recogido su cabello en un moño, aunque en su caso, algo más pulido y bajo. Como es habitual en ella, ha apostado por un maquillaje enfocado en potenciar su mirada castaña a través de un ahumado que mezlca tonos negros y dorados.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie