Emilia Clarke y su vestido de flores

La lección de Emilia Clarke: los vestidos de las modelos son también para las bajitas

La actriz se apunta a la tendencia de la temporada, el vestido de fiesta estampado, adaptando la inspiración a sus medidas

por Marta Benayas

Estamos acostumbrados a verla con estilismos de lo más guerreros, pero en su día a día la actriz de Juego de Tronos Emilia Clarke apuesta por looks sofisticados. Anoche pisó la alfombra roja en el Palacio de Kensington con un primaveral vestido de fiesta que contrastaba con las bajas temperaturas londinenses, con flores y muy colorido. La británica se enfundó este diseño de escote barco y volantes de Dolce & Gabbana adaptando las tendencias como suele hacernos ver.

La elección acertada: unos zapatos en color nude

Emilia mide 1,57m de estatura sin embargo, adapta con acierto a su silueta tanto el largo del vestido como los complementos. Si quieres sumar unos centímetros apuesta por unos zapatos en tonos nude, un truco más que recomendado por los estilistas cuando se quiere estilizar las piernas.

Lee también: Visto en Kaia Gerber y Margot Robbie: el vestido de invitada para todo tipo de siluetas.

De la pasarela a la calle

Si en el desfile de primavera-verano 2018 de Dolce & Gabbana la propuesta de los diseñadores era un largo midi, la actriz ha hecho suyo el largo recomendado -a la altura de la rodilla- y ha centrado la atención en otras zonas de su cuerpo, como los brazos, crando un juego de volúmenes en las mangas. 

A la hora de elegir un vestido de fiesta la clave, tal y como demuestra Clarke, está sobre todo en adaptar las tendencias a la fisonomía de cada una.  En cuanto a los accesorios, lo ideal si eres bajita es elegir un bolso pequeño o un clutch para conseguir visualmente una silueta equilibrada.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie