Chloë Moretz vestido estilo victoriano

Chloë Moretz, otra 'celebrity' que se apunta al estilo victoriano

La pasarela ya lo había anunciado y ahora son las más influyentes las que te dan las claves de la nueva era victoriana

por Ángela F. Del Río

Agárrate que vienen curvas porque nos vamos de viaje a través del tiempo hasta la Gran Bretaña de finales del siglo XIX, durante el mandato de la Reina Victoria. La moda actual rinde culto a esta época caracterizada por sus altas dosis de romanticismo, siempre con un punto gótico cargado de misterio. Y es que, tras el minimalismo, la estética lencera, la influencia de las prendas propias del guardarropa masculino y la revisión del estilo rock, el estilo victoriano hace su entrada triunfal con una carta de presentación muy concreta. Los encajes, los tejidos brocados, el cuello acordeón y las blondas en las mangas se convierten en los auténticos protagonistas de la temporada, al menos sobre las alfombras rojas. La última en apuntarse a este estilo ha sido precisamente Chloë Moretz.

El estilo retro más cool siempre ha caracterizado los looks de la actriz, sin embargo últimamente sus outfits estaban dando un giro “preocupante”. Desde la reciente reconciliación de Chloë y Brooklyn Beckham, Victoria parecía convertirse en el nuevo referente e icono de moda de su nuera, de tal forma que ya no sólo se conformaba con vestirse de la marca de la diseñadora, sino que incluso ha llegado a adoptar sus poses y sus truquitos de estilo. Pues bien, en Sundance hemos respirado tranquilos, al menos por un momento. Durante la première de su última película, The Miseducation of Cameron Post, la intérprete optó por un vestido de inspiración victoriana de The Vampire’s Wife, caracterizado por su estampado floral, largo midi y blondas tanto en las mangas como en el bajo. Además, lo combinó a la perfección con unos botines witch dorados y un beauty look en burdeos con tintes góticos. Pero no ha sido la primera —ni será la última, previsiblemente— en sumarse a esta tendencia.

En efecto, antes que ella ya fueron algunas hipérboles de estilo, como por ejemplo Alexa Chung. La it-girl británica se hizo con un diseño rosa con apliques florales en tres dimensiones, de Gucci. Más llamativa, romántica e inesperada fue la elección de Selena Gomez para asistir a los Fashion Awards, enfundada en un vestido satinado con detalle de blondas y encajes, de Coach, que combinaba con unas botas blancas acordonadas y un look de belleza similar al de Moretz. Por último, la versión extendida de Dakota Johnson y su espectacular maxi-vestido de volantes con lazada en el escote y detalle de lentejuelas doradas, firmado por Gucci.

¿Te atreverías con alguno de estos modelitos para asistir a la próxima boda o evento que tengas?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie