Tomás Alía, sobriedad ante todo

El famoso interiorista nos da sus claves para lograr un espacio con vida y carácter, pero lejos de cualquier estridencia. Justo como a él le gusta

Tomás Alía HOLA LIVING

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Es uno de los grandes nombres del interiorismo. Con incontables proyectos a sus espaldas, entre los que se encuentran un buen número de hoteles dentro y fuera de nuestro territorio, Tomás Alía hoy se encuentra inmerso en una obra faraónica: un resort con más de mil habitaciones y 25 restaurantes. Aun así, no descuida su proyecto más personal junto a la Asociación Contemporánea de Artes y Oficios. “Me encargo de la selección de su e-commerce, aportando mi filosofía y mi entendimiento sobre la maestría artesana”; una pasión que se ha convertido en una de sus grandes señas de identidad. “Mi estilo es contemporáneo, cosmopolita, reconocible y arriesgado. Siempre vinculado a la necesidad del proyecto y al entorno”, asegura.

Tomás Alía HOLA LIVING©©Tomás Alía

Método Alía

Paso 1

“Lo primero, para mí, es crear una caja neutra. En ella siempre hay que darle la máxima importancia a la luz natural y a cómo incide en el espacio antes de concebir su diseño”.

Paso 2

“Una vez el espacio está concebido, hay que pensar la iluminación artificial creando temperaturas de color cálidas y reguladas y evitando la iluminación cenital simple”.

Tomás Alía HOLA LIVING©©Tomás Alía
Tomás Alía HOLA LIVING©©Tomás Alía

Paso 3

“También hay que manejar la combinación de distintas texturas como un elemento vital que trasciende lo visual y tiene el poder de ‘hablar’…”.

Paso 4

“Por último, me gusta combinar elementos fríos con cálidos, así como con elementos contemporáneos que hablen de la personalidad de quien habita esa casa”.




Más sobre