casas diseñadas por Aston Martin

Así son las viviendas de lujo de Aston Martin en Nueva York… con regalo incluido en el garaje

Los futuros propietarios de las residencias, cuyos precios oscilan entre los 4 y los 11,5 millones de euros, serán obsequiados con un vehículo de edición limitada de la firma

por Ana Merodio

Renovarse o morir, o lo que es mucho mejor, ampliar fronteras. Eso es lo que ha debido de pensar la marca de coches de lujo Aston Martin que ha “aparcado” por unos instantes el diseño de coches para meterse de lleno en el negocio de los apartamentos. La empresa se ha asociado con el arquitecto Sir David Adjaye y la empresa inmobiliaria Lightstone y ha creado una colección de cinco casas en el distrito financiero de Nueva York, en la que no solo soñarían con vivir estrellas de los circuitos como Fernando Alonso, Lewis Hamilton o Carlos Sainz, sino todo aquel a que le apasionen dos cosas: el lujo y los coches. 

Ubicadas en el 130 de la calle William, muy cerquita del conocido barrio de Tribeca y el puente de Brooklyn, las viviendas ( 2 áticos y 3 apartamentos) ocupan los pisos 59 y 60 de un edificio de 244 metros y 66 plantas en total diseñado con mucho mimo por David Adjaye, quien ha recurrido al bronce para hacer una reinterpretación contemporánea de la mampostería que caracterizó la arquitectura clásica de Manhattan. 

Mobiliario de lujo con marca de coche

Las residencias, cuyos precios oscilan desde los 4 a los 11,5 millones de euros, han sido decoradas con materiales, textiles y maderas italianas y están completamente amuebladas con la Colección Aston Martin Home, del fabricante italiano Formitalia, en los que se  combinan elementos de cuero, metal y tela que buscan rememorar las sensaciones dentro de la cabina de un Aston Martin. Además todas las viviendas cuentan con una amplia terraza exterior que rodea la vivienda con pantallas de listones a medida para crear diferentes ambientes.

VER GALERÍA

Además el inquilino que opte con hacerse con alguna de estas exclusivas viviendas tienen la posibilidad de personalizar alguno de los salones de la casa y convertirlo en una biblioteca o un espacio de trabajo e incluso tienen la opción de convertir una de las habitaciones en un simulador de carreras creado por Aston Martin y la empresa de tecnología británica Curv Racing Simulators. Sin embargo, para aquellos que prefieran disfrutar de la conducción real en estado puro, la firma de automóviles ha incluido con cada vivienda un  Aston Martin DBX 130 William Adjaye Special Edition, una edición especial limitada del primer SUV de la marca británica, decorado y personalizado por el arquitecto del edificio. 

Pero por si todo esto no fuera suficiente y los propietarios echaran de menos algo en el interior de sus hogares, quizás no tengan que ir demasiado lejos para encontrarlo, pues el edificio cuenta con una ‘infinity pool’, piscinas de inmersión fría y caliente, gimnasio, un spa de última generación con terraza, así como una sala de cine IMAX privada, un simulador de golf, spa para mascotas y hasta una plataforma de observación privada en la azotea, entre otros muchos servicios. 

VER GALERÍA

"Es nuestro primer proyecto inmobiliario en la ciudad de Nueva York pero nuestra segunda colaboración en diseño inmobiliario después de Aston Martin Residences en Miami", señaló  Marek Reichman, CCO de Aston Martin. "Hemos podido aplicar lo que hemos aprendido en Miami y también llevar nuestras habilidades únicas de diseño automotriz a estas hermosas casas de lujo" añadió el directivo.

Y es que la experiencia es un grado y si las viviendas de Miami ya eran un verdadero capricho, las de Nueva York podríamos decir que son una verdadera “obra maestra”. 

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie