Ana de Armas y el look de trabajo por el que olvidarás el pantalón de pinzas clásico

Una propuesta ideal que combina dos de los tonos básicos e infalibles del armario

Por María Palma

Estamos contando los días para que llegue el 23 de septiembre y ver Blonde, la cinta de Netflix inspirada en la vida de Marilyn Monroe que protagoniza Ana de Armas. Un proyecto muy prometedor con grandes papeletas para ganar algún Oscar que ha llevado a la actriz cubano-española hasta el Festival de Venecia derrochando sencillez y elegancia por los famosos canales de la ciudad italiana. Aún no ha desfilado por la alfombra roja con un vestidazo de ensueño, pero sí lo ha hecho para la rueda de prensa enfundada en un acertado estilismo de tres piezas que será tu mejor inspiración para volver al trabajo. 

- Sabemos por qué Ana de Armas siempre elige el mismo vestido de invitada en sus citas más importantes

Al igual que para los actos de renombre apuesta por diseños de noche con siluetas similares y sensuales -la misma técnica FASHION que utiliza Jennifer Aniston desde hace dos décadas-, para los diurnos prefiere una imagen mucho más casual, fresca y práctica. De ahí a que una vez más se haya decantado por un sencillo traje de chaqueta azul con bermudas a tono y blusa negra con cuello redondo firmado por la casa de costura que lleva luciendo desde hace meses, Louis Vuitton. Gracias al buen trabajo de su estilista de cabecera, Samantha McMillen, ha vuelto a protagonizar los titulares internacionales de moda, un hecho que nos encanta. 

¿Por qué es tan especial este look?

- El maquillaje parisino que podrás copiar a Ana de Armas y llevar todos los días del año

Entre todas las opciones que Ana habría decidido llevar esta soleada mañana de septiembre, ha elegido el uniforme favorito de las prescriptoras de estilo, ese que nunca pasa de moda y con el que la elegancia está más que asegurada. Una propuesta de lo más otoñal que además el mismísimo modista Yves Saint Laurent aprobaría por una razón: la combinación de los colores. Quien afirmara que el azul marino y el negro no encajan en un mismo look, estaba equivocado. Ya lo demostró el parisino en los años setenta sobre la pasarela y ahora lo hace la intérprete con un conjunto que puedes llevar a la oficina, combinado con mocasines o sandalias de vestir y en planes informales junto a zapatillas. En el caso de Ana de Armas ha preferido introducir un toque femenino con unas altísimas sandalias de tacón, conocidas como trepadoras, en color negro y anudadas en la pierna. Como toque final, la melena al natural, labios rosados y un par de piezas de joyería. 

Más noticias sobre:
Últimas Noticias
Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen:



Para Comentar Registrese