Una zambullida en el paraíso submarino de las islas Cayman

Nuestro viaje fotográfico lleva a este pedacito del Caribe con uno de los fondos marinos más espectaculares de la tierra, donde además de olvidarte del estrés, podrás darte un baño de vida rodeado de miles de especies tropicales. Aquí es imprescindible traer bañador y gafas de bucear.

by hola.com
Será por su famosa Seven Mile Beach, una playa en forma de media luna de arena blanca bañada por aguas color turquesa que pasa por ser una de las más hermosas del Caribe; por sus grandes veleros que recorren el litoral; su gran fosa de más tres mil metros de profundidad; su rara iguana azul indígena, los caimanes que reciben a los visitantes a las puertas de su Museo o la animación de su capital, George Town, con sus restaurantes frente al mar y sus tiendas libres de impuestos. Lo cierto es que las Islas Caymán son un destino caribeño de primera, sinónimo de ocio y de dinero. Tres islas -Gran Cayman, Cayman Brac y Pequeña Caymán- y multitud de pequeños islotes forman este archipiélago británico de ultramar donde encuentran refugio submarinistas, millonarios y parejas en luna de miel.
* Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página
Una experiencia inolvidable para los visitantes de las Islas Caimán es poder nadar junto a las mantas rayas en su ambiente natural / © Stephen Broadbelt.  
Grand Cayman Marriott Beach Resort es uno de los lujosos hoteles situados en la playa de Seven Mile, en la isla de Gran Caimán, que alberga un completo spa, varios restaurantes y una piscina frente al mar.  
Las Caimán son un auténtico paraíso para los que buscan las vacaciones que anuncian en las postales. 
En las Caimán existen multitud de lugares donde bucear, como este arrecife en la mayor de las tres islas.  
George Town, en la isla Gran Caimán, es la capital de esta Suiza del Caribe, llamada así por los más de seiscientos bancos y entidades financieras que se reúnen en sus calles. En su puerto atracan cruceros y todo tipo de embarcaciones que llegan a este territorio británico de ultramar en busca de ocio / © Dave Taylor.  
Un ejemplar de iguana azul, una especie endémica de la isla Gran Caimán, que gracias a un programa de recuperación ha dejado de estar en peligro de extinción. Este reptil con un curioso tono azul turquesa o gris puede alcanzar el metro y medio y pesar alrededor de 14 kilos / © Will Burrard-Lucas.  
Vista aérea de George Town y, al norte, Seven Mile Beach / © Don McDougall.  
Lejos ya aquellos tiempos en los que los más temidos piratas y corsarios encontraron refugio en estas islas, hoy son millonarios, buceadores y parejas de novios los que se reúnen en ellas / © Don McDougal.  
Para principiantes o para experimentados, las tranquilas aguas de las Islas Caimán invitan a la práctica de todo tipo de actividades acuáticas, como el kitesurf, el kayak de mar o el snorkel / © Stephen Broadbelt.  
Cuando la mayoría de la gente de las Islas Caimán vivía en pequeñas casas cubiertas de paja, un adinerado inglés levantó en el siglo XVIII, con mano de obra esclava de Jamaica, esta casa histórica rodeada por siete hectáreas de jardines junto al mar. La visita a Pedro St. James permite conocer hoy cómo era la vida hace mucho tiempo en estas tierras / © Patrick Gorham.  
Cuando Cristóbal Colón descubrió en 1503 las Islas Caimán las bautizó como Islas Tortugas por la gran cantidad de estas especies que encontró en ellas / © Divetech.  
La protección de las áreas marinas ha creado uno de los fondos más ricos y espectaculares de la tierra, con magníficos corales, restos de barcos que naufragaron en otros tiempos, barracudas, rayas, tiburones o tortugas verdes que hacen las delicias de los submarinistas / © Patrick Gorham.  
Los resorts que se levantan a la orilla de la playa Seven Mile, como The Westin Grand Cayman, organizan cenas privadas y románticas para sus huéspedes a la caída del sol en la misma arena.  
Seven Mile Beach, la que dicen es la playa más bella del Caribe y la más conocida, es una larga hilera de coral y arena bañada por aguas de color azul turquesa en la costa oeste de la isla Gran Caimán. A su orilla se levantan algunas de las villas y resort más lujosos del archipiélago.  
La más pequeña de las tres islas Caimán tiene, irónicamente, más iguanas y aves que personas. Se han convertido en una gran atracción porque vagan libremente por la calle y hasta se encargan de recibir a los visitantes en el Little Cayman Museum / © Will Burrard-Lucas.  
Situado al norte de la isla de Gran Caimán, el Parque Botánico Queen Elizabeth es un lugar donde ver una gran colección de belleza tropical / © Will Burrard-Lucas.  
Una alternativa a la inmersión en los increíbles fondos marinos de las Caimán son los paseos a caballo por la playa al atardecer. 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie