¿Por qué Louis Vuitton ha elegido Barcelona para presentar su colección Crucero?

El idilio entre la 'maison' y la Ciudad Condal, que acogerá el 23 de mayo su próximo desfile, se remonta a casi un siglo atrás

Por Cristina González

La capital catalana se prepara estos días para convertirse en la cuna europea de la moda con el desfile que el próximo jueves celebrará Louis Vuitton. La firma francesa presentará su colección Crucero 2025 bajo la dirección del diseñador Nicolas Ghesquière, quien cumple diez años al frente de la marca. Una presentación que tendrá lugar en el emblemático Park Güell que hace más de cien años nacía en Barcelona de la mano de Gaudí. Es precisamente por aquel entonces cuando comienza la historia de amor entre la maison y la ciudad. Y es que a principios de siglo XX, Georges Vuitton, hijo del fundador, se entusiasmó con la obra del artista, encontrando en esta vanguardista localización española cierta vinculación con la innovación de su empresa. Fue el nieto de Louis Vuitton, Gaston, quien continuó con este idilio en 1923, participando como jurado en la Exposición Universal, donde fue galardonado por sus neceseres.

Son NOTICIA en Fashion: colaboraciones de moda, joyas para toda la vida y los mejores planes

Pero la relación entre la casa de modas y la ciudad no termina ahí: en 1987 se inauguró en Barcelona la primera tienda de la firma en España, donde actualmente cuenta con dos establecimientos y seis talleres. Cataluña tiene una exquisita tradición de marroquinería que comulga con las creaciones de Louis Vuitton, por eso produce allí buena parte de sus colecciones de zapatos y accesorios de piel. No es de extrañar, por tanto, que la marca haya escogido este rincón de nuestro país para presentar sus últimas creaciones, pero no es el único motivo que le ha llevado a ello.

Blanca Bleis, la diseñadora que ha redefinido el traje de chaqueta, nos recibe en su taller de Madrid

Su regreso a la Copa de América

La regata de vela más antigua del mundo celebra una nueva edición Barcelona, que tendrá lugar del 22 de agosto al 12 de octubre. Una competición creada en 1851 que la maison comenzó a patrocinar hace más de cuarenta años. Una vez más vuelve a retomar su mecenazgo, organizando las legendarias fases de clasificación. Se trata de la 37ª Copa América de Louis Vuitton y la firma ha querido aprovechar la ocasión para presentar dos colecciones cápsula especiales, una para hombre y otra para mujer, inspiradas en esta disciplina marítima.

Viajamos a Curazao con la modelo portuguesa Sara Sampaio: 'Mi plan siempre fue ser actriz'

Están formadas por prendas prêt-à-porter que han dividido en tres temáticas: Riding the waves para las piezas técnicas, A Day On the Deck para la ropa deportiva de día y Elegant Summer Evening para vestir. Una línea de ropa en la que tampoco faltan bolsos y accesorios, y que se caracteriza por piezas versátiles de estilo náutico. Diseños que beben de la inspiración de colecciones anteriores de la firma, como las zapatillas Rush, ahora en una versión con detalles reflectantes, que aparecieron en la colección Crucero 2024, o las Barracuda, que se presentan en tres opciones renovadas: negro, blanco y con el logo en rojo y negro sobre blanco. La línea para mujer está también repleta de básicos perfectos para verano, como pantalones cargo o vestidos de silueta columna en crepé blanco, bermudas vaqueras o chaquetas bomber.

Más noticias sobre:
Últimas Noticias