Taylor Swift©GettyImages
COCINA

Taylor Swift: la receta secreta de sus delicosas galletas chai

Con la llegada del otoño y el estreno de Midnights, el décimo álbum de estudio de la estrella musical estadounidense, te compartimos cómo hacer su postre favorito.

La espera ha terminado: Midnights, el muy deseado décimo álbum de estudio de Taylor Swift, se ha estrenado. Y qué mejor que escuchar sus 13 tracks, más los 7 bonus de Midnights (3 a.m. version) degustando el postre favorito de la cantautora: chai cookies.

A continuación, te revelamos la receta detrás de estas deliciosas y suaves galletas con notas de chai, canela y nuez moscada, que hacen muy feliz a Tay Tay, al igual que te harán sonreír a ti este otoño. Prepara tus bocinas, tu delantal y ¡manos a la obra!


La receta secreta de las galletas favoritas de Taylor

La estrella pop se basa en una receta del genio de la repostería Joy the Baker. Luego, agrega un sobre de té chai para darle un upgrade a la masa, y cubre las galletas con un glaseado repleto de especias.

Ingredientes:

Para las galletas:
  • ½ taza de mantequilla sin sal
  • ½ taza de aceite vegetal
  • ½ taza de azúcar granulada
  • ½ taza de azúcar glass
  • 2 tazas de harina
  • 1 huevo grande
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 1 bolsita de tu té chai favorito
  • ½ cucharadita de bicarbonato de sodio
  • ¼ de cucharadita de sal
Para el glaseado:
  • 1½ tazas de azúcar glass
  • ¼ de cucharadita de nuez moscada
  • ¼ de cucharadita de canela
  • 2 cucharadas de leche

Preparación:

Paso 1: Comienza la masa.

En un bowl, bate la mantequilla hasta que quede esponjosa. Incorpora el aceite hasta que ambos se unifiquen. Luego, agrega el azúcar granulada, el azúcar glass, un huevo grande y el extracto de vainilla. Abre el sobre de té chai, y mezcla las hojas secas con la masa.

Paso 2: Termina la masa y enfríala.

Añade la harina, el bicarbonato de sodio y sal, hasta que la mezcla comience a formarse. Nota: será muy suave. Ya que la tengas, coloca el tazón con tu mezcla en el refrigerador, y deja que la masa se enfríe por una hora.

Paso 3: Vierte la masa y hornéala.

Antes de sacar la masa del refrigerador, precalienta el horno a 180 grados Celsius. Utilizando un cucharón, divide la masa en bolas del tamaño de una cucharada. Luego, aplánalas ligeramente y colócalas en una bandeja para hornear engrasada, o forrada, dejando espacio entre cada galleta.

Espolvoréalas con azúcar. Después, hornéalas durante 8-12 minutos (dependiendo la textura de tu preferencia), hasta que sus bordes estén ligeramente dorados (si deseas una galleta con centro súper suave. Si eres fan de lo crunchy, déjalas los 12 minutos). Retíralas del horno, y déjalas enfriar durante 15 minutos. Al finalizar, transfiérelas a una rejilla para que concluyan por completo el proceso de enfriamiento.

Paso 4: Cúbrelas de glaze

Bate el azúcar glass, la nuez moscada y la leche. Vierte el glaseado sobre las galletas y déjalo reposar por 10 minutos, antes de darles la primera mordida. Para un glaseado más espeso, lo ideal es 1- ½ tazas de azúcar glass, mezclada con 2 cucharadas de leche. Si lo deseas más ligero, aumenta la cantidad de leche.