Cartier©Victor Trani
MODA

Un vistazo exclusivo a las espectaculares joyas de Alta Joyería de Cartier

La boutique de Cartier en Ciudad de México se enriquece con la llegada de una serie de majestuosas piezas que rebosan historia, expertise y diseño

Fue en 1847 cuando un joven visionario, llamado Louis-François Cartier encontró su pasión en la joyería tras ocupar el taller de uno de sus maestros para crear piezas que después serían deseadas por la alta sociedad de París. La princesa Matilde, prima de Napoléon III, fue una de las primeras en adquirir una de estas creaciones que, sin saberlo, décadas después se convertiría en uno de los máximos referentes de la alta joyería. Así fue como nació la maison Cartier, con el objetivo de crear majestuosas joyas que lograran romper y trascender las barreras del tiempo y del espacio. 

Cartier©Victor Trani
Aretes “Panthère de Cartier Altesse” en oro rosa, esmeraldas, ónix, rubelitas y diamantes.

Transformando ideas en auténticas obras maestras y símbolos distintivos de su colección base, Cartier ha marcado hitos al introducir nuevos estilos y técnicas: desde el uso pionero del platino en la joyería hasta la creación de exquisitas piezas de estilo Art Deco en la vibrante década de 1920, e incluso el adelanto en el desarrollo de relojes de pulsera para hombres en una era donde los relojes de bolsillo dominaban.

Por ello, en la actualidad, Cartier no solo es aclamada como la firma pionera de la joyería moderna, sino que también se ha erigido como un ícono indiscutible de sofisticación, elegancia y tradición a nivel mundial.

Cartier©Victor Trani
Collar “Panthère de Cartier” en diamantes, ónix y esmeraldas.

La llegada de una colección única

Un pilar importante que ha acompañado a la casa joyera desde su fundación es la inspiración en la naturaleza. Los animales han desempeñado un papel central en sus colecciones, convirtiéndose en íconos emblemáticas de la firma. Desde el majestuoso tigre hasta el colorido loro y el misterioso escarabajo, la fauna se entrelaza con la elegancia de la maison, creando piezas que son verdaderas manifestaciones de arte.

Si hay dos animales que han alcanzado un estatus icónico en Cartier, son el cocodrilo y la pantera. Cada uno de ellos es el resultado de una fusión excepcional entre historia, artesanía y atención al detalle propia de la firma. Hoy en día, estas piezas, con un legado sin igual, han viajado desde París hasta el corazón de Polanco , donde la boutique de Ciudad de México abre sus puertas por tan solo un año, para que todos puedan maravillarse con su majestuosa belleza.

Cartier©Victor Trani
Collar “Fauna and Flora” en oro blanco, esmeraldas y diamantes.

El cocodrilo: una representación exacta de la naturaleza

Cuenta la leyenda que en 1975, María Félix, estrella del cine de oro mexicano, entró a la boutique ubicada en Rue de la Paix con una solicitud que se transformaría en lo que hoy conocemos como una de las piezas de mayor historia en el catálogo de la firma. Se dice que “La Doña”, hizo su aparición con una cría de cocodrilo vivo. ¿Su petición? Comisionar una reproducción exacta del ejemplar con el toque de elegancia de Cartier. Fue así que los joyeros pusieron manos a la obra para la creación de una majestuosa gargantilla compuesta por dos cocodrilos; uno de esmeraldas y otro de oro.

A partir de ese momento, el cocodrilo se introdujo como uno de los miembros más destacados de la familia Cartier, inspirando excepcionales joyas que van desde los anillos, a los collares y los aretes. 

Una de las creaciones más sobresalientes, nacida de la inspiración de María Félix, es el collar “Fauna and Flora”, que hoy brilla con esplendor desde los cristales de la boutique en Masaryk. Esta excepcional obra maestra, enriquecida con oro blanco, esmeraldas y diamantes, fue concebida para ajustarse con elegancia al cuello de quien la porte, gracias a su ingenioso mecanismo de cierre oculto. Sus 86 piezas metálicas se entrelazan con las preciosas gemas, transformándola en una joya digna de admiración.

Cartier©Victor Trani
Collar “Panthère de Cartier Eclipse” en oro rosa con esmeraldas, ónix y diamantes.

La pantera: un ícono de Cartier

Cuando pensamos en Cartier, pensamos en la pantera, una insignia emblemática de la firma desde que Louis Cartier las adoptó en sus primeras joyas y relojes. El origen de esta emblemática figura se remonta a los primeros años de la firma, cuando la visionaria diseñadora Jeanne Toussaint, a la que apodaban “La Pantera”, se unió al equipo. Con su estilo único y vanguardista, Toussaint inspiró las primeras representaciones del felino, desafiando los límites establecidos y cautivando a toda una industria. Su nombramiento como Directora Creativa en 1933 fue un paso audaz para la época, marcando el comienzo de una colaboración histórica.

Desde entonces, la elegancia felina de la pantera y el distintivo sello de Toussaint se fusionaron en las creaciones de Cartier. El punto culminante llegó en 1948 con el debut del primer broche tridimensional de este animal, encargado por la influyente duquesa de Windsor. Numerosas mujeres han sido impactadas y conquistadas por la feracidad y valentía de este animal. Daisy Fellowes, María Félix y Nina Dyer son solo algunos de los nombres que destacan en esta lista. Es por ésta y muchas más razones que la maison ha seguido diseñando piezas donde la pantera es la protagonista.

Con reinterpretaciones cada vez más lujosas y exclusivas, una nueva colección hace su entrada triunfal en la boutique de Masaryk. Entre las piezas destacadas se encuentra el collar de oro blanco “Panthère de Cartier”, donde la pantera reposa majestuosamente sobre un doble collar de diamantes, mientras sus cautivadores ojos de esmeralda y sus manchas de ónix deslumbran a todo aquel que lo contempla.

Cartier©Victor Trani
Collar “Panthère de Cartier Altesse” en oro rosa con diamantes, esmeraldas, ónix y rubelitas.

El collar Panthère de Cartier Eclipse, elaborado en oro rosa, presenta un colgante circular que evoca la majestuosidad de un eclipse. Este diseño está adornado con esmeraldas, ónix y diamantes, creando una pieza única.

Por último, los aretes y el collarPanthère de Cartier Altesse deslumbran con una paleta de colores mágicos, donde el ónix y la esmeralda dan vida a una composición única. Los diamantes, cual cascada de lujo, realzan cada detalle, añadiendo un toque de opulencia incomparable.

¿Qué esperas? Déjate cautivar por el exquisito diseño y la tradición de una colección que promete ser solo una pequeña muestra del magnífico legado que esta casa joyera tiene para ofrecer.

Cartier©Victor Trani
Aretes y collar “Panthère de Cartier Altesse” con diamantes, esmeraldas, ónix y rubelitas.

Suscríbete a nuestra newsletter. Se el primero en conocer las noticias sobre tus celebridades y miembros de la realeza favoritos y descubre las últimas tendencias en moda y belleza.
Más sobre