Acampar en las tierras heladas de la Antártida no es un sueño

Es una realidad, además de una de las inéditas experiencias que puedes hacer en estas latitudes navegando en un crucero de exploración por el último territorio virgen de la Tierra.

by hola.com

El 14 de diciembre de 1911, el noruego Roald Amundsen y su equipo llegaban al Polo Sur conquistando así el último mito geográfico de la historia. Hoy, transcurrido casi un siglo de la gesta del noruego, el Séptimo Continente presentido por los antiguos geógrafos desde los tiempos de Ptolomeo de Alejandría, continúa siendo terra australis incognita.
VER GALERÍA

CLICK EN LAS IMÁGENES PARA ACCEDER A LA GALERÍA

La Antártida es un lugar distinto a lo conocido, es superlativo. Es el lugar más frío del mundo, el desierto más seco, la meseta más alta, el hielo más extenso, el continente más aislado. No existe un lugar más salvaje ni tampoco más puro. Aquí hay restos de grandes expediciones de la época heroica, bases científicas que han marcado la historia de la ciencia contemporánea, animales salvajes sin ningún temor a los humanos y enormes icebergs de formas maravillosas. Todas estas cosas, más la embriagadora sensación que provoca el navegar más allá de la última frontera del planeta, animan un viaje por estas tierras heladas.
VER GALERÍA

A bordo del moderno MS Fram, la compañía Hurtigruten ofrece varios itinerarios por las aguas del océano Austral para impregnarse de la belleza salvaje de sus costas y rememorar las expediciones de los pioneros. Cruzar el paso de Drake, fondear en las islas Falkland / Malvinas, conocer las antiguas estaciones balleneras de South Georgia, navegar hasta las Shetland del Sur, descubrir el trabajo de las estaciones científicas, explorar las islas de la península antártica o pasear entre pingüinos y bajo el vuelo de los albatros son algunas de las experiencias únicas que se proponen.

VER GALERÍA

Buenos Aires, la capital argentina, y Ushuaia, la ciudad más septentrional del mundo, son puntos de partida de estos cruceros de exploración que van develando todos los secretos y misterios de esta alejada península. Como no es un viaje más, sino uno muy especial, mientras se navega los pasajeros participan en conferencias a bordo, donde se tratan temas relativos a la historia y la vida salvaje de la Antártida.

VER GALERÍA

El clima, el hielo y las condiciones locales son las que van marcando el ritmo del crucero. En el camino, lugares tan sugerentes como la isla Decepción, donde recalar para gozar con la espectaculares vistas de la caldera del volcán y conocer los restos de la antigua estación ballenera de Caleta Balleneros, declarados Patrimonio Histórico de la Antártida; también el estrecho canal de Lemaire, perfilado de icebergs y muy conocido por su belleza natural; o el impresionante canal Neumayer, con sus majestuosos acantilados, y Puerto Lockroy, conocido por su base británica que se convirtió en museo.

VER GALERÍA

Otra sorpresa que depara el crucero de exploración es la de navegar a través del estrecho antártico camino del golfo Erebus y Terror, la puerta de entrada al mar de Weddel, y llegar en botes de goma hasta lugares como la isla Media Luna, la bahía Wilhemina, Cuvervilles, Yankee Harbour, Adnvor Bay o bahía Paraíso.

Emulando a James Cook se alcanza la isla más fascinante del océano austral: Georgia del Sur, donde explorar sus montañas vertiginosas, sus glaciares espectaculares, sus animales salvajes y estaciones balleneras como las de Stromness y Grytviken, además de navegar por el impresionante fiordo de Drygalski e intentar saludar a la colonia de pingüinos reales de bahía Fortuna.

VER GALERÍA

En aguas del Atlántico Sur y envuelto por siglos de controversias, también es posible acercarse hasta el archipiélago de las islas Fakland, de costas recortadas y laberínticas en las que habitan lobos marinos, albatros y cinco especies diferentes de pingüinos; Port Stanley o las impresionantes colonias de aves de las islas New y West Point. Y, por qué no, cumplir el sueño de acampar en las tierras heladas de la Antártida siguiendo los pasos de Roald Amundsen, Ernest Shcakleton y Robert Falcon Scott. Una excursión inédita reservada a los pasajeros de espíritu más aventurero.

Más información
La compañía Hurtigruten ofrece cuatro itinerarios por la península Antártica que van de 10 a 19 días de duración desde 4.725 € por persona.

Si te gustan los cruceros de exploración también te interesará:

Verano bajo el sol de medianoche en la costa de Noruega

Rumbo a Groenlandia, una tierra blanca y verde

Cuatro estaciones en el crucero más bello del mundo

Más sobre:

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie