Haakon de Noruega enseña el oficio de príncipe a Sverre Magnus

Padre e hijo visitaron juntos el Salón náutico de Lillestrom, donde ambos atendieron las explicaciones del experto sobre distintas especies marinas y donde el pequeño se lo pasó en grande al timón de uno de los yates de exposición

por hola.com

VER GALERÍA

El oficio de príncipe se aprende a muy temprana edad. Los niños de la realeza, tanto el futuro heredero o futura heredera al trono como sus hermanos pequeños, suelen presidir sus primeros compromisos oficiales en la más tierna infancia acompañados por sus padres. Así ha sido generación tras generación en todas las cortes reales. También los hijos de Haakon y Mette-Marit de Noruega han comenzado su entrenamiento público como príncipes con su asistencia a varios actos oficiales y, en privado, con un viaje de formación familiar alrededor del mundo para conocer "otros países y culturas". La princesa Ingrid Alejandra, llamada a ser la futura reina del país escandinavo, recibió años atrás las primeras clases magistrales de mano de sus padres, que han decidido ahora que ya era tiempo de dar algunas lecciones sobre protocolo regio al pequeño Sverre Magnus.

El debut oficial de Sverre como príncipe partenaire de su padre se produjo durante su visita al Salón Náutico de Lillestrom, donde ambos atendieron las explicaciones del experto sobre distintas especies marinas y donde el pequeño se lo pasó en grande al timón de uno de los yates de exposición. Tanto que el príncipe Haakon tuvo que ir a buscarle al interior de la cabina cuando tocó el momento de continuar el recorrido por las intalaciones feriales. Pese a ese descuido, el príncipe Sverre Magnus demostró haber aprendido magistralmente bien el manual principesco: saludar a las autoridades, mostrar interés por todo lo que le rodeaba, sonreír en todo momento... Y sólo era su primera vez.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie