Los Reyes viajan a Portugal en su segunda visita oficial al extranjero

por hola.com

VER GALERÍA

 

Los reyes Felipe y Letizia se encuentran de visita en Lisboa, en el que es su segundo viaje oficial al extranjero tras la proclamación de Felipe VI, el primero a un país de la Unión Europea y el primero de su gira de presentación a los tres países vecinos de España, al que seguirán  Marruecos, el próximo 14 de julio, y Francia antes de que acabe el mes.

El Presidente de Portugal, Aníbal Cavaco Silva, ha recibido hoy a don Felipe y a doña Letizia en el Palacio presidencial de Belem, con honores militares reservados a las visitas de Jefes de Estado. La tradicional ceremonial de bienvenida oficial se ha celebrado en el llamado Patio de los Bichos, donde se interpretaron los himnos nacionales y donde anfitrión e invitado pasaron revista a las tropas tras saludar la bandera. Luego, los nuevos soberanos pasaron a la Sala das Bicas, donde firmaron en el libro de honor. Hace dos años, a finales de mayo de 2012, Cavaco hizo también de anfitrión en la última visita oficial al país de los entonces Príncipes de Asturias, que permanecieron tres jornadas en Portugal.

En Lisboa han tenido oportunidad de confirmar no sólo el excelente momento que viven las relaciones entre las dos naciones, sino también la voluntad de mirar juntos hacia los retos del futuro. El nuevo monarca ha expresado a su llegada a la ciudad que volver al país que dio asilo a su familia durante su exilio siempre le ha llenado de alegría, pero que hacerlo ahora "como Reyes de España nos llena de emoción". El Rey subrayó los estrechos lazos de amistad entre España y Portugal y animó a trabajar "hombro con hombro" para superar juntos los desafíos del siglo XXI. Cavaco reafirmó que las relaciones hispano-lusas "nunca fueron tan intensas ni tan diversificadas", ratificó su compromiso para que continúen por ese mismo camino y abogó por aprovechar sus vínculos en la defensa de intereses comunes, en ámbitos como la UE.

 

 



En esta ocasión apenas han pasado unas horas en el país, si bien han cumplido con una intensa agenda salpicada de gestos de complicidad en la que figuraban reuniones con el Presidente de la República; con su Primer Ministro, Pedro Passos Coelho; con la presidenta de la Asamblea Nacional, Asunción Esteves, y con los portavoces de los grupos parlamentarios de la cámara legislativa. Mientras Felipe VI ha mantenido una entrevista con el Jefe del Estado portugués en el Palacio de Belem, su esposa, Maria Cavaco Silva ha acompañado a la reina Letizia para reunirse en el mismo recinto con la Presidenta de la Federación de Enfermedades Raras de Portugal, Paula Costa.

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, acompañaba a los Reyes en este viaje, al igual que hizo el lunes pasado cuando se desplazaron a Roma para reunirse en el Vaticano con el Papa Francisco en su primera salida internacional como Reyes de España.

 

VER GALERÍA


Ha tenido especial relevancia en este viaje a Portugal el almuerzo ofrecido en su honor por Cavaco Silva en el Palacio Nacional de Queluz, a unos veinte kilómetros de Lisboa, cuya sobremesa se prolongó más allá del horario previsto. A su llegada al palacio, los Reyes hicieron un recorrido por sus jardines junto al jefe del Estado portugués y su esposa, y además pudieron contemplar una exhibición de caballos de la Escuela Portuguesa de Arte Ecuestre, luego un centenar de invitados de las instituciones portuguesas, la sociedad, la política, el mundo económico y cultural, tuvieron oportunidad de saludar a los nuevos soberanos y de mostrarles su aprecio y respeto en Queluz.

Durante el brindis, el Rey español remarcó que para las dos naciones la UE es "un imperativo geopolítico y económico irrenunciable", que sustenta sus "proyectos nacionales" y contribuye al progreso y bienestar de sus sociedades. Y el Presidente luso resumió: "El buen entendimiento entre nuestros dos países, además de las obvias ventajas bilaterales que nos reporta a ambos, debe aprovecharse para reforzar nuestra posición y sacar partido de nuestras potencialidades".

El recuerdo a su viaje de tres días de 2012 estuvo presente en esta visita, al igual que el agradecimiento del rey Felipe por la acogida que Portugal prestó a sus abuelos durante su exilio en Estoril, sin olvidar que su padre, Juan Carlos I, pasó allí parte de su infancia y durante su reinado ha mantenido ese vínculo personal. "Una relación natural, humana -y también política-, llena de complicidad, comprensión y respeto que deseo continuar cultivando durante mi reinado para fortalecer aún más esos sólidos lazos de afecto y cercanía", manifestó Felipe VI. Cavaco Silva aludió igualmente al "legado" de los anteriores Reyes de España a los que agradeció su contribución para la mejora de las relaciones hispano-lusas.

Por la tarde se celebró un encuentro en la Asamblea Nacional con la presidenta de la cámara, Asunción Esteves, y con los portavoces parlamentarios, con quienes tuvieron oportunidad de visitar el hemiciclo, cuyos escaños estaban ocupados hoy por periodistas y camarógrafos, prueba de la gran expectación mediática que ha generado su visita en Portugal. Su agenda se cerró en el Palacio de Sao Bento, residencia del primer ministro Pedro Passos Coelho, con quien Felipe VI departió también sobre asuntos bilaterales relacionados con la cooperación e Iberoamérica, así como sobre la salida de la crisis en ambos países. Precisamente, el monarca aprovechó su primer viaje oficial a una nación de la UE para trasladar un mensaje de optimismo ante el desafío que supone el "inaceptable incremento del desempleo". "Es tiempo de vencer definitivamente estos obstáculos, no tengo duda de que lo conseguiremos".

VER GALERÍA



Un estrecho vínculo
El vínculo de los Reyes con Portugal viene de lejos, y reproduce la estrechísima relación que el anterior monarca, Juan Carlos I, ha mantenido durante toda su vida con este país, en el que pasó parte de su infancia. De hecho, será la sexta vez que se encuentran con Aníbal Cavaco Silva, tras sus anteriores reuniones como Príncipes de Asturias.

Portugal, además de país limítrofe con el que España guarda estrechos vínculos históricos, culturales y económicos, es uno de los países que más han frecuentado el rey Juan Carlos y también don Felipe en visitas con carácter oficial. Antes de su viaje de hace dos años junto a doña Letizia, don Felipe visitó Portugal en 1991, 1996 y 2003, y se da la circunstancia de que el segundo embarazo de la ahora Reina se conoció cuando el matrimonio Cavaco visitaba Madrid, en 2006.

Consolidan su agenda oficial
Los Reyes están afianzando su agenda de actividades oficiales tras una intensa etapa de actos públicos que arrancó con la proclamación de Felipe VI, y que esta semana incluye un programa de trabajo más contenido. Esta semana, además del viaje a Lisboa, comparecerán juntos en otro acto oficial, la entrega de despachos en la Academia Básica del Aire de León, el miércoles.

El jefe del Estado presidirá el jueves, por vez primera, una reunión del Consejo de Seguridad Nacional, y el viernes por la mañana se desplazará a San Fernando (Cádiz), para la entrega de despachos a suboficiales de la Armada; ese día por la tarde recibirá en audiencia a la alcaldesa de París, Anne Hidalgo.

 

VER GALERÍA

 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie