El Rey y el Príncipe aparecen juntos después del anuncio de la abdicación

El Monarca y su sucesor en pocas semanas han presidido la solemne ceremonia militar de la Orden de San Hermenegildo

por hola.com

VER GALERÍA

 

Son las imágenes del día. El Rey y el Príncipe de Asturias han asistido a su primer acto oficial juntos después de anunciarse la decisión de don Juan Carlos de abdicar la Corona en favor de su hijo, una renuncia que se sustanciará en las próximas semanas cuando la proclamación de Felipe VI en las Cortes culmine el correspondiente trámite parlamentario.

El Rey y su sucesor han compartido agenda en el Monasterio de San Lorenzo de El Escorial, donde el soberano ha presidido una reunión del capítulo de la Orden de San Hermenegildo, creada hace dos siglos para premiar conductas militares ejemplares. Desde el año 2009 no coincidían en el capítulo de la Orden de San Hermenegildo, y de hecho el año pasado fue el Príncipe quien presidió en solitario el acto castrense. Ambos han llegado a la Lonja del monasterio, entre la expectación de gran número de vecinos y turistas, que les recibieron con aplausos y vítores de Viva el Rey en esta jornada especialmente emocionante para los militares de los tres Ejércitos. Don Felipe ha respetado como siempre el protocolo y ha seguido un paso por detrás al Rey hasta la tribuna .

 

VER GALERÍA

 

Después del himno de España y de los honores a cargo de un batallón de la Guardia Real, el Rey y quien será su sucesor dentro de unas semanas como jefe del Estado y jefe supremo de las Fuerzas Armadas han seguido desde la tribuna de honor la ceremonia, que ha incluido una revista a las tropas y la ofrenda de una corona de laurel ante el monumento a los que han dado su vida por España. 

Don Juan Carlos y don Felipe se han mostrado cercanos y cómplices durante el acto castrense, así como en las horas posteriores al anuncio de abdicación. El Rey esperó a que el príncipe Felipe regresara de El Salvador, donde asistió a la toma de posesión del nuevo presidente, Salvador Sánchez Cerén, para que el Jefe del Ejecutivo hiciera pública la noticia y, a su llegada a Madrid, el Príncipe acompañó a su padre. La retransmisión de los motivos que le han llevado al soberano a tomar su decisión de abdicar la Corona se retrasó debido a la emoción del momento que le complicó la lectura, por lo que tuvo que repetirse varias veces. El Heredero, que estaba presente durante la grabación, le ayudó a elegir el discurso final que todos los españoles presenciaron en televisión. 

No ha habido ningún discurso en la solemne ceremonia militar de la Orden de San Hermenegildo, tal y como estaba previsto, por lo que se esperan con enorme interés las palabras que mañana pronunciarán ambos en dos actos oficiales distintos. Don Felipe, acompañado de la Princesa de Asturias, presidirá en el Monasterio de Leyre, en Navarra, la entrega del premio Príncipe de Viana de la Cultura. Y el Rey también intervendrá, en el Palacio de El Pardo, en la entrega del Premio Reino de España a la trayectoria empresarial. La agenda de una semana histórica.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie