La Familia Real acude a su cita de Pascua en la Catedral de Mallorca

por hola.com

Un año más, la Familia Real al completo, que ha pasado estos días de Semana Santa en Palma de Mallorca, ha asistido a la solemne misa del Domingo de Pascua en la Catedral de la capital balear. El obispo de Mallorca, Jesús Murgui, y los miembros del cabildo catedralicio recibieron a don Juan Carlos, doña Sofía, el príncipe Felipe, doña Letizia, la infanta Elena, su esposo Jaime de Marichalar y sus hijos Felipe Juan Froilán y Victoria Federica; así como a la infanta Cristina, su marido, Iñaki Urdangarín, y sus hijos Juan Valentín, Pablo Nicolás y Miguel a su llegada a la seu palmesana.

Cientos de personas aguardaban también, en torno al recién restaurado pórtico mayor, la llegada de la Familia Real para recibirles con aplausos y vítores, en una soleada mañana mediterránea. Tras los saludos, los Reyes, los Príncipes de Asturias, los Duques de Lugo y los Duques de Palma accedieron al interior de la seu para seguir la celebración de los oficios religiosos desde los reclinatorios situados frente al altar mayor del templo, que se encontraba abarrotado de fieles.

Ya el año pasado, el primero que doña Letizia visitaba Palma de Mallorca como prometida del príncipe y futura princesa de Asturias -para lo que tuvieron que realizar algunas obras en el palacio de Marivent con el objetivo de proteger la intimidad de la pareja- se levantó gran expectación entre los mallorquines. Esta Semana Santa, sin embargo, ha resultado más relajada para los príncipes, que han disfrutado de unos días de descanso, alejados de actos públicos oficiales y de los flashes de los periodistas.

Por su parte, los Reyes llegaron el pasado lunes al Palacio de Marivent, donde don Juan Carlos ha proseguido con sus labores de despacho como Jefe del Estado y el viernes entregaron los premios de la XXXVI edición del trofeo de vela Princesa Sofía-Madrid 2012, que a lo largo de esta semana se ha disputado en la Bahía de Palma, con la participación de medio millar de regatistas procedentes de 34 países. Entre las actividades de carácter estrictamente privado, la Familia Real ha visitado durante esta semana las Cuevas de Drac -en Porto Cristo (Manacor)- y ha paseado por el centro de la capital balear.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie