El viaje oficial más emocionante de Mary de Dinamarca

La Princesa cantó el himno nacional en su regreso a su país natal

por hola.com

VER GALERÍA

 

Aunque ha vivido en Dinamarca en torno a diez años, la princesa Mary no ha olvidado sus raíces, y no lo puede disimular cada vez que vuelve a casa. La princesa heredera, que nació en Tasmania, abrió ayer con su marido, el príncipe Federico, una visita oficial de cinco días a Australia centrada en los actos del cuadragésimo aniversario de la inauguración de la Ópera de Sídney, obra del célebre arquitecto danés Jørn Utzon, y otra vez dio muestras de lo feliz que le hace volver a casa.

El placer es mutuo. A su llegada al puerto de Sídney, fueron recibidos ayer por la mañana (hora australiana, noche del miércoles para nosotros) con una cálida bienvenida por cientos de personas que llevaban flores y agitaban banderas australianas y danesas, mientras sacaban fotos de unos pacientes y enamorados Príncipes, que se dejaron retratar varios minutos mientras saludaban.

 

VER GALERÍA

 

Federico y Mary de Dinamarca parecen estar en la gloria cada vez que regresan a la ciudad donde se enamoraron tras conocerse durante los Juegos Olímpicos de Sídney en 2000. En esta primera visita a Australia en dos años, la pareja, que esta vez viaja sin niños, ha conciliado un apretado programa oficial con íntimos ratos de ocio en los que hemos sido testigos de su feliz estancia. Así hemos podido ver a la Princesa cantando Advance Australia Fair, el himno nacional de su país natal, durante uno de sus compromisos y navegando junto al príncipe Federico por la bahía de Sídney en su tiempo libre.

Además de participar en la celebración del aniversario de la Ópera, los Príncipes están aprovechando su estancia para visitar un hospital infantil y una escuela de primaria y acudir a la apertura de una tienda del joyero danés Ole Lynggaard. "Para la Princesa y para mí es siempre un placer estar en Australia y en particular en Sídney", declaró el Príncipe en su segundo día de gira en la Royal Opera House donde lanzó MADE (un sistema de intercambio danés australiano multidisciplinar). La pareja se reunió con altos dignatarios incluida la alcaldesa Clover Moore, que reveló que el tema de la charla interesó mucho a la Princesa que comparte con ella su visión de la necesidad de que se abandonen los coches a favor del ciclismo. Ella publicó en Twitter: "¡La princesa Mary me dijo que lleva a sus hijos a la escuela en bicicleta!".

A pesar de la alegría por el acogedor recibimiento que le rindieron sus compatriotas, la princesa Mary no olvidó la tragedia que está afectando a su país de nacimiento en forma de incendios. "Es desgarrador. Hemos seguido la situación muy de cerca desde Dinamarca los últimos ocho días. Nuestros pensamientos van para los afectados. Siempre te rompe el corazón ver a gente que ha perdido sus pertenencias y su casa".

 

  VER GALERÍA

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie