Octava y novena en la línea de sucesión al trono británico

¿Cómo han ganado popularidad las hermanas York en los últimos años?

Las princesas Eugenia y Beatriz han pasado de estar tras la alargada sombra de sus primos Guillermo y Harry a ocupar su propio espacio en los círculos más exclusivos de la alta sociedad británica

by S. Acosta

Vivir a la sombra de los príncipes Guillermo y Harry no debe ser fácil. Dos príncipes en las primeras posiciones de la línea de sucesión, solteros de oro durante años, carismáticos y que cuentan de forma histórica con el cariño de los británicos, que lloraron junto a ellos la pérdida de Diana de Gales. Sin embargo, en los últimos tiempos, Beatriz y Eugenia de York han pasado de ser las “otras” nietas de las Reina a convertirse en las más populares en los círculos de la alta sociedad británica. ¿Cómo lo han conseguido?

VER GALERÍA

Se han dado a conocer

Tener una menor responsabilidad como Windsor lleva aparejada una mayor libertad en la esfera pública. Eso ha permitido a las York vivir sin presión sus noviazgos (Eugenia con su futuro marido, Jack Brooksbank, y Beatriz con Dave Clark, una relación que se terminó después de diez años) o, entre otras cosas, estar presentes en redes sociales. La princesa Eugenia, por ejemplo, es la única nieta de la Reina de Inglaterra con una cuenta propia de Instagram abierta al público y que le sirve como contacto directo con sus seguidores. Desde las redes sociales, en las que también está presente el duque de York a través de Twitter, la Princesa ha dado a conocer las causas benéficas a las que apoya y otros aspectos más personales como fotos del interior del palacio o imágenes nunca vistas del álbum personal de los York. En definitiva, ha buscado su propio canal para que sus mensajes no se diluyan ante la ingente agenda y la actividad pública que suman todos los miembros de la Familia Real.

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Profesionales

Desde la página oficial del duque de York se deja claro que la princesa Beatriz se dedica a tiempo completo al mundo de los negocios y la princesa Eugenia al mundo del arte, lo que no quiere decir que no atiendan algunos compromisos al servicio de la Reina. La mayor de las hijas de los duques de York se graduó en la Universidad de Goldsmiths College en Historia e Historia de las Ideas, mientras que la pequeña se licenció con honores en literatura inglesa, historia del arte y política en la Universidad de Newcastle. Con esta formación Beatriz de York sigue los pasos de su padre, representante especial de Comercio e Inversión del Reino Unido, y Eugenia de York dirige la galería de arte Hauser & Wirth en la capital británica. Ambas llegaron a estos trabajos después de unos años en Nueva York donde, además de trabajar en estas áreas, sumaron nuevas amistades de lo más “cool”.

VER GALERÍA

Un círculo selecto

La boda de Eugenia de York será la mejor muestra del círculo de amistades en el que se mueven las hijas del príncipe Andrés. Modelos de la talla de Cara Delevingne, cantantes como James Blunt o personas del mundo de la banca y los negocios se mezclan en una agenda que de vez en cuando da alguna sorpresa, como cuando Karlie Kloss mostró que la princesa Beatriz se encuentra dentro de su entorno más íntimo o cuando Eugenia sorprendió a todos celebrando la fiesta de cumpleaños con la que soñaba Harper Beckham. En definitiva, las hijas de los duques de York están invitadas a las fiestas más exclusivas de Londres o Nueva York (Beatriz no se perdió la Gala MET de este año) y pueden presumir de tener un grupo de amigos lleno de ‘celebrities’ y miembros de la alta sociedad británica.

El cambio de look

Recientemente durante una entrevista las hermanas York confesaron que su disgusto fue mayúsculo cuando leyeron las reacciones que provocaron sus estilismos en la boda de los duques de Cambridge. Desde ese 2011 hasta ahora la forma de vestir de las nietas de la Reina ha cambiado y mucho.

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Beatriz y Eugenia han desarrollado un estilo propio, tanto en citas oficiales como para el día a día, en el que muestran que han comenzado a disfrutar con la moda sin dejar de lado el protocolo marcado. Ahora sus estilismos son comentados y ocupan páginas en los medios (e incluso portadas) pero por sus looks acertados.

Más sobre:

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie