La ruta de Castillos y Palacios por la República Checa

por hola.com

Más de dos mil majestuosos castillos y palacios te esperan en la República Checa, para descubrirte la larga historia de este pequeño país del corazón de Europa. Actualmente algunos han sido reconvertidos en hoteles de lujo, ofreciendo al viajero la posibilidad de alojarse en habitaciones históricas que ocuparon en su día reyes y nobles de toda Europa central. De los más de 200 edificios monumentales abiertos al público podemos encontrar majestuosas construcciones góticas, residencias de estilo renacentista, palacios barrocos o castillos neogóticos con románticos jardines artificiales. Las colecciones de muebles, cuadros, objetos de cristal de Bohemia y cerámicas guardadas en su interior presentan verdaderas joyas de la artesanía checa y europea a lo largo de la Historia.

Entre las fortalezas y palacios destaca sin duda el Castillo de Praga, un conjunto monumental declarado patrimonio de la UNESCO. Situado en lo alto de la hermosa capital checa, con una vista panorámica de toda la ciudad, el castillo se encuentra rodeado de palacios como testimonio fiel de la época más espléndida de Praga, el siglo XIV, cuando albergó la corte del Sacro Imperio Romano bajo el dominio de Carlos IV. Entrando por la callejuela de Oro, más allá de la impresionante catedral, se llega a la que fue la casa de Kafka, hoy en día reconvertida en una librería en recuerdo del famoso escritor checo.

Castillos de Karlstejn, Krivoklat y Konopiste y Kutna Hora.
A apenas 30 Km de la capital checa, se encuentra el castillo de Karlstejn, de estilo gótico, probablemente el castillo más representativo del Sacro Imperio Romano. Fue fundado por el emperador Carlos IV en el año 1348 para utilizarlo como residencia de la familia real, pero finalmente sería destinado a guardar las joyas imperiales y otras reliquias de gran valor. Actualmente conserva en su interior frescos del maestro Teodorico; en sus inmediaciones se levanta otro castillo real más antiguo, el castillo de Krivoklat, así como el castillo de Konopiste, una hermosa construcción gótica construida al estilo francés, reformada posteriormente en estilo renacentista, y cuyo aspecto actual responde a la reconstrucción romántica realizada por el archiduque Francisco d´Este a finales del siglo XIX. Su precioso parque de estilo inglés es uno de los más conocidos del país.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie