Lunas de miel 'a la carta' para los Príncipes recién casados

por hola.com

Los príncipes Felipe y Letizia de España y Federico y Mary de Dinamarca, absolutos protagonistas del mes de mayo, han dejado atrás el ajetreo de sus bodas con un viaje de novios de ensueño.

Después de una gira por algunas provincias españolas, los Príncipes de Asturias han comenzado en Jordania su luna de miel por el extranjero, que seguirán por la península arábiga. Desde allí cruzarán el océano Índico para visitar uno de los países de Extremo Oriente y, a continuación, viajarán a una de las islas del Pacífico. Aunque no harán escala en Estados Unidos, sí lo harán en algunos países fronterizos, entre ellos México. Antes del próximo 24 de junio, día de la Onomástica del Rey, regresarán de nuevo a España no sin antes, eso sí, visitar algunas de las viejas y más emblemáticas ciudades de Europa.

Los Príncipes daneses iniciaron su luna de miel aquel histórico 14 de mayo a las 02:40 de la madrugada, momento en el que salieron del palacio de Fredensborg y se montaron en el Rolls&Royce negro, decorado de forma muy original y divertida -con la tradicional cola de latas detrás y el letrero de RECIÉN CASADOS pintado con espuma de afeitar en la luna posterior- por el príncipe Joaquín, hermano del novio y padrino del enlace. Dieron la vuelta al edificio tres veces y, a continuación, se dirigieron a la Casa de la Cancillería para cambiarse de ropa.

Rumbo a Tanzania
Desde allí, fueron escoltados por la policía hasta el aeropuerto. Pasaron la noche de bodas en el avión. Volaron en un jet de tipo Challenger 604, con capacidad para nueve personas, que el propietario, Mæsk Mc-Kinney Møller, buen amigo y mecenas de la Casa Real danesa, había puesto a su disposición. El mismo en el que el príncipe Joaquín y la princesa Alexandra viajaron a México durante su luna de miel (1995).

Hicieron su primera parada en la ciudad griega de Tesalónica. A las 8 de la mañana seguían su viaje hacia Dar El Salaam, Tanzania, destino de su luna de miel. Allí, la pareja ha podido realizar safaris por sus fabulosos parques nacionales, visitas al lago Victoria o a Zanzíbar y disfrutar de la belleza del Kilimanjaro -la montaña más alta de África con 5.895 metros-, así como de la de sus playas... Allí también el [príncipe Federico] ha podido celebrar su 36º cumpleaños (26 de mayo), el primero de casado.

Aunque no se conoce con exactitud la fecha de su vuelta a casa, se sabe que la reaparición pública de los Príncipes herederos tendrá lugar entre el 19 y el 30 de junio en una visita oficial a Groenlandia, a bordo del Dannebrog, junto a la reina Margarita y el príncipe Henrik.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie