Las embarazadas con diabetes son uno de los grupos de riesgo que debe extremar las precauciones frente al coronavirus

Embarazadas con diabetes, un grupo de riesgo que exige especial protección frente a la COVID-19

En caso de presentar síntomas de coronavirus durante la gestación ser diabética eleva el riesgo de mortalidad

por Gtresonline

Las gestantes en general, y de una manera especial las embarazadas con diabetes pregestacional y diabetes gestacional, son un grupo de población con riesgos específicos frente al coronavirus, por lo que deben extremar la precaución para evitar la infección que causa el COVID-19. Por eso desde la Sociedad Española de Diabetes y la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia recomiendan que "utilicen las medidas de protección personal (EPIS), que permanezcan en casa y que acudan a los centros sanitarios lo suficientemente protegidas y reduciendo al mínimo las visitas al especialista que el control del embarazo permita".

Leer: Diabetes y coronavirus: ¿qué precauciones hay que seguir según los expertos?

¿Qué es la diabetes gestacional?

A diferencia de la diabetes previa al embarazo, la diabetes gestacional es un trastorno metabólico que responde a un tipo de diabetes que sufren las mujeres durante el embarazo. Se produce debido a los cambios hormonales propios del embarazo, durante el que la insulina no es capaz de convertir el azúcar de la sangre en energía. Pueden padecerla entre el 5 y el 15 % de las mujeres. En España 9 de cada 100 gestantes desarrollan una diabetes de este tipo y, generalmente, el proceso de detección no se realiza hasta el segundo trimestre.

VER GALERÍA

Recomendaciones a seguir durante la pandemia

  • Pospón la idea de quedarte embarazada: Las mujeres con diabetes pregestacional, si pueden, deberían retrasar la intención de tener un embarazo, por lo menos hasta que finalice la fase aguda de la pandemia
  • Extrema las medidas de protección: Las gestantes han que seguir fielmente las recomendaciones de protección utilizando mascarilla y guantes, sin olvidarse de la higiene frecuente de manos con agua y jabón, así como mantener una distancia de seguridad de 2 metros y viajar en vehículo particular. Unas medidas que han de mantenerse cuando vayan a los centros sanitarios.
  • Visitas presenciales: habrá que reducirlas al mínimo, y en la medida de lo posible, hacer coincidir el mismo día visita médica, análisis, ecografía y cita con el obstetra. Las revisiones que no pueden saltarse son: la inicial, a las semanas 11 y 14, revisión entre las semanas 18-22, semanas 28-32 y  semanas 34-36, así como el seguimiento del bienestar fetal hasta el parto. Y dependiendo de cómo se esté llevando el control glucémico es posible que el experto recomiende aumentar las visitas al centro médico.

Leer: Diabetes gestacional, preeclampsia y el riesgo de obesidad en los bebés

  • Visitas telemáticas: por seguridad las revisiones presenciales han dado paso a la supervisión online cada 2 ó 3 semanas, a través de videollamadas, teléfono o correo electrónico. En estas citas se realizará el ajuste metabólico necesario. Tambiénse hará hincapié en asegurar que las pacientes realicen las descargas de medidores, calculadoras de insulina, bombas de insulina o monitorización continua de la glucosa. Y además el especialista se asegurará de que la futura mamá disponga de medicación, tiras reactivas para medir la glucemia, sensores y material de bomba.
  • Realización de la curva: El diagnóstico de la diabetes gestacional se sigue manteniendo en dos pasos. En caso de que no se pudiera realizar la curva, el centro médico ofrecerá como alternativa otras pruebas como la glucemia plasmática.
  • Educación sanitaria: En caso de que la madre gestante de positivo en diabetes gestacional habrá que seguir unas pautas de educación alimenticia adecuada a su estado, monitorización de la glucemia capilar (a través de un pequeño pinchazo en el dedo) y ejercicio adaptado. Primero de manera presencial y más tarde telemáticamente.
  • Tras el parto: Se aconseja la lactancia materna, incluso en las mujeres que han sufrido infección por coronavirus (con mascarilla). Pero además se recomienda que la curva de glucemia postparto de las pacientes con diabetes gestacional se retrase hasta que se normalice la situación.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie