Kim Kardashian y Kanye West buscan en París el lugar perfecto para celebrar su boda

La pareja viajó a la capital francesa para ultimar los detalles de su enlace, que se celebrará el próximo 24 de mayo

por hola.com

Comienza la cuenta atrás para la boda de Kim Kardashian y el rapero Kanye West. Parece que Kim ha ganado la carrera hacia el altar a su hermana Kourtney, que también se comprometió recientemente. Kim y Kanye se darán el "sí, quiero" el próximo 26 de mayo y, con la fecha tan cerca, comienzan las prisas por ultimar los detalles. París es la ciudad donde ella sueña con casarse, y por eso la pareja ha recorrido la capital francesa de arriba abajo en busca del lugar perfecto para celebrar su enlace.

 

VER GALERÍA



La suya es una de las bodas que más expectación despiertan, y no cualquier opción es válida como escenario para tan esperado acontecimiento. Aunque de momento quieren guardar en secreto la mayoría de los detalles de la ceremonia, parece que, de entre las incontables localizaciones de ensueño en la Ciudad de la Luz, hay una que les ha llamado especialmente la atención. Se trata del Chateau Louis XIV, un idílico edificio que, si bien emula la arquitectura del siglo XVII, en realidad se construyó entre el año 2008 y 2011. Moderno y clásico a la vez, al igual que Kim. La pareja visitó este castillo ubicado en las afueras de París durante su recorrido por la ciudad, y todo apunta a que es el lugar escogido. En caso de celebrarse aquí el enlace, los invitados podrán disfrutar de una impresionante mansión con enormes jardines al más puro estilo tradicional francés y una decoración inspirada en el Palacio de Versalles.

 

VER GALERÍA



Tampoco se ha desvelado nada sobre el vestido que lucirá Kim en su boda, pero no faltan rumores ni ideas. La hija de Kris Jenner visitó el Chateu Louis XIV en compañía de Olivier Rousteing, director creativo de la firma Balmain, una de las marcas favoritas de Kim. De hecho, durante la visita lució uno de los diseños de la casa, un ajustado vestido de terciopelo negro  que combinó con un cinturón dorado. Kanye, además, visitó la tienda parisina de Balmain, mientras que su prometida fue vista abandonando la casa Lanvin junto al diseñador Alber Elbaz. Por otra parte, una fuente cercana a la pareja aseguró a la revista US Weekly que será Azzedine Alaia quien vista a Kim el día de su boda, por lo que habrá que esperar a la fecha señalada para resolver por fin el misterio. 

No es de extrañar que la elección de vestido de Kim levante tanta expectación. Si hay algo que puede afirmarse de sus estilismos es que no dejan indiferente a nadie. Como prueba de ello, la futura esposa de Kanye West ha paseado por París junto a su prometido luciendo 'outfits' muy llamativos y de lo más diverso. Desde el citado diseño de Balmain hasta un extravagante vestido con estampado geométrico, cumpliendo la norma general de ajustarse a sus famosas curvas, los conjuntos escogidos por Kim han conseguido llamar la atención de todos a su paso por las calles parisinas.

 

VER GALERÍA



De lo que no hay duda es de que Kim y Kanye se casarán felices y enamorados, tal y como han demostrado estos días en París. La pareja, que el año pasado daba la bienvenida a su hija North West, ha recorrido los rincones de la ciudad sin soltarse la mano, protagonizando cariñosos momentos y asistiendo a cenas en románticos restaurantes. 

En su boda con Kris Humphries, de quien se divorció poco después, Kim dio el "sí, quiero" en una fabulosa celebración marcada por el exceso y el 'glamour'. Tres vestidos de Vera Wang, impresionantes joyas e invitados de renombre para una ceremonia por todo lo alto que pone el listón bastante elevado para la próxima boda. ¿Cumplirá las expectativas?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie