El año pasado la matriarca de la familia, Kris Jenner, firmaba su divorcio, poco antes de que Khloe, la menor de las hermanas, anunciara también la ruptura de su matrimonio

Después de los divorcios... llegan las bodas al clan Kardashian

Kim y su prometido, Kanye West, celebrarán su enlace el 24 de mayo, un feliz acontecimiento al que se une el compromiso de Kourtney Kardashian con Scott, su novio desde hace siete años

por hola.com

Los Kardashian se van de boda. Y no una, sino dos veces. No hay duda de que el enlace de Kim con el rapero Kanye West es una de las bodas del año, pero no es la única de la familia que pasará por el altar próximamente. Su hermana Kourtney también planea casarse con Scott Disick, su novio desde hace siete años. Parece que éste será el año del 'sí, quiero'  para las Kardashian, tras atravesar un complicado 2013 en el que los divorcios fueron los protagonistas.

 

VER GALERÍA

 

La boda de Kim y Kanye es una de las más esperadas de la temporada. Fans y medios de comunicación permanecen expectantes ante cualquier detalle del enlace, que, de momento, ya tiene fecha: tal y como confirma la revista People, la pareja contraerá matrimonio el 24 de mayo en París. Kim ya adelantaba en enero que su gran día tendría lugar en la Ciudad de la Luz, asegurando que esperaba "casarse este verano en París", ya que es "como una segunda casa" para ellos. La boda se celebrará pocos días antes de que cumpla un año la primera hija de la pareja, North West, que tendrá un importante papel en la ceremonia.

Tras comprometerse el pasado mes de octubre, los datos del enlace se van conociendo poco a poco. Fuentes cercanas a la pareja han hecho saber a People que "no será una gran ceremonia", ya que contará con "aproximadamente 150 invitados".  Un gran contaste con su anterior boda. Kim se dio el 'sí, quiero' con Kris Humphries en una ceremonia por todo lo alto donde la novia lució hasta tres vestidos diseñados por Vera Wang, además de joyas por valor de diez millones de euros. Todavía no ha dado detalles del vestido que escogerá en esta ocasión, uno de los aspectos que más expectación generan, pero sí ha declarado estar impaciente por "un año lleno de acontecimientos emocionantes".

 

VER GALERÍA

 

Ha hecho falta esperar siete años, pero Kourtney Kardashian también se ha comprometido. La mayor de las Kardashian ya está lista para caminar hacia el altar, y ha aceptado, por fin la propuesta de Scott Disick. Han tenido una larga y feliz relación, además de dos hijos, Mason y Penelope, por lo que la pareja está más que preparada para un enlace que podría celebrarse en México. Scott ha atravesado momentos muy duros en los últimos meses. En noviembre del pasado año fallecía su madre, y solo dos meses después perdía también a su padre, por lo que la decisión de Kourtney demuestra un gran apoyo a su pareja en los momentos más difíciles.

 

VER GALERÍA

 

Parece que las Kardashian han superado así la 'maldición' del pasado año. Y es que si viene para ellas una temporada de bodas, el 2013 estuvo marcado por los divorcios. La matriarca de la familia, Kris Jenner, confirmaba en octubre su separación de Bruce, su hasta entonces marido, tras más de 22 años casados y dos hijas en común. Kris ya había vivido previamente una situación similar: en 1990 rompía su matrimonio con Robert Kardashian, padre de Kim, Kourtney, Khloe y Rob, el menor de los hermanos. Y cuando el clan Kardashian asimilaba todavía la separación de Kris, su hija Khloe solicitaba en diciembre el divorcio al jugador de baloncesto Lamar Odom, su marido durante cuatro años, que reside actualmente en Vitoria.  

También Kim ha vivido previamente la ruptura de dos matrimonios. Durante tres años fue la esposa de Damon Thomas, con quien se casó habiendo apenas cumplido 19 años.  Su siguiente matrimonio, con Kris Humphries, tan sólo duró 72 días. Con Kanye West, Kim se ha mostrado tan feliz que todo parece indicar que 'a la tercera va la vencida', y que la mayor de las Kardashian podría haber encontrado, por fin, su gran amor.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie