¿Menstruación sin dolor?: descubra las claves para sobrellevarlo

Las molestias de la regla pueden llegar a ser tan acentuadas que dejen a la mujer fuera de juego durante varios días

por hola.com

Las menstruaciones dolorosas afectan, en mayor o menor medida, a más de un 40 % de mujeres en edad reproductiva. En algunos casos, los síntomas son tan acusados, que se estima que un 10% de las mujeres quedan incapacitadas para realizar cualquier tipo de actividad; no en vano, son causa de gran absentismo laboral en las empresas.

Las molestias son normales durante la adolescencia, cuando el útero todavía no está lo suficiente aclimatado pero, al alcanzar la madurez, estas dolencias deberían desaparecer o bien reducirse al mínimo. El dolor característico de la dismenorrea (nombre con el que se conoce al dolor producido por excesivas contracciones efectuadas por el útero para expulsar la sangre menstrual) se presenta con espasmos en el abdomen, cefaleas y piernas cansadas. Y, si a esto le sumamos el temido SPM (Síndrome Premenstrual), el calvario está garantizado.
Si usted tiene la mala suerte de padecerlo o de que alguna de sus allegadas lo sufra, prepárese para la 'batalla'.

Infecciones ginecológicas severas, tumores benignos o dispositivos anticonceptivos intrauterinos pueden ser las causas de una menstruación dolorosa. Sin embargo, hay muchos ejemplos de mujeres sanas que sufren acusadamente los efectos de la regla; buscar en estos casos el origen del dolor es complicado. Parece ser que las protaglandinas (sustancias responsables de las desmesuradas contracciones del útero) son las causantes de los cuadros de dolor agudos.

Pero, ¿cómo solucionar el problema? El dolor menstrual no puede erradicarse por completo. Se puede aliviar con antiinflamatorios, ibuprofeno u otros medicamentos indicados. Hay mujeres que se despiden de él tras su primer parto, pero no es garantía de éxito porque en otros casos perdura hasta la menopausia. No obstante, conviene acudir a un ginecólogo para que diagnostique la causa del dolor.
Descartada alguna patología, sólo cabe tener mucha paciencia y emplear remedios médicos o naturales que puedan mitigar el dolor.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie