Nelson Mandela, protagonista de la Conferencia de la Sociedad Internacional del Sida

El congreso reúne en París a más de 5.000 investigadores sobre la enfermedad

por hola.com

París es, durante estos días, la capital de la lucha contra el sida, la gran epidemia del siglo. En la ciudad del Sena se celebra la II Conferencia de la Sociedad Internacional del Sida, un congreso que reúne hasta el próximo miércoles a más de 5.000 investigadores, médicos y expertos de 120 países, y que fue inaugurado por Fernando Enrique Cardoso, ex presidente de Brasil.

Pero el protagonista de este gran foro científico y médico ha sido Nelson Mandela. El ex presidente sudafricano hizo en su discurso un repaso de los datos y cifras, "aterradoras e incomprensibles": 26 millones de personas han fallecido hasta ahora en el mundo a causa del sida y el 95% de las muertes han tenido lugar en países en vías de desarrollo. Pero sobre todo incidió en el deber de Europa de seguir el ejemplo de Estados Unidos, aumentando su contribución a la lucha contra el sida en el mundo: "Teniendo en cuenta el tamaño de su población y su economía, la contribución de Europa debería ser igual de grande, o incluso mayor que la de Estados Unidos".

El objetivo de este congreso es concienciar acerca de la necesidad de la extensión de los tratamientos contra el sida a todos los infectados, gran parte de los cuales no disponen de los medios para poder acceder a los medicamentos necesarios. Se ha destacado la situación, dramática, del continente africano, sobre todo del África Subsahariana. El espejo en el que todos esperan mirarse es en Brasil, país que desde 1996 lleva a cabo un programa de distribución gratuita de los tratamientos antirretrovirales, hasta entonces inaccesibles para la mayor parte de los afectados, debido a su precio elevado. Los beneficiados fueron muchos. Tal vez ahí radique una de las claves -al margen de las investigaciones científicas que siguen trabajando hacia la búsqueda de una vacuna y de tratamientos más eficaces- para vencer una enfermedad que ha cumplido ya dos décadas.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie