Esta Navidad, móntate en casa un jardín colgante de poinsettias

DIY

Esta Navidad, móntate en casa un jardín colgante de poinsettias

Contar con una bonita flor de Pascua se ha convertido en toda una tradición navideña. Nosotros hemos querido darte una idea muy original y sencilla de montar: un jardín colgante a base de poinsettias

por hola.com

Si hay una planta íntimamente ligada a la Navidad, esa es la poinsettia. Tanto es así que es popularmente conocida como flor de Pascua. Tal vez sea por su preciosa —y súper navideña— combinación de rojo intenso —aunque ya las encuentras también blancas y rosas— con el verde de las hojas. O porque es en esta época cuando la encontramos en las tiendas, hasta en los hipermercados. Pero la verdad es que comprar una de estas plantas se ha convertido en una tradición tan enraizada como colocar el abeto o el Belén.
 

VER GALERÍA


Y como toda tradición que se precie, ha de ir evolucionando, cambiando, mejorando. Vamos, que ya no basta con adquirirla y ponerla encima de la mesa del comedor entre comidas. Hay que tratar de ser un poquito más sofisticado, al menos en Navidad, y las poinsettias son perfectas. Entre otras cosas, porque tienen muchas más posibilidades de lo que crees. A nosotros nos ha encantado la idea de montar un jardín colgante. Y eso es lo que te proponemos.

 

 

VER GALERÍA


No te preocupes, es más sencillo de lo que parece. Eso sí, vas a necesitar un poco de ‘mano verde’, una poinsettia y un tiesto especial para colgar boca abajo. Son tiestos de plástico que llevan un mecanismo especial que conserva el agua y evita que la tierra se derrame hacia abajo, manteniendo la planta intacta. Se pueden adquirir en cualquier tienda especializada o a través de internet.

 

 

 

 

VER GALERÍA


Para empezar, extrae la flor con cuidado de su tiesto original. Quita con las manos la tierra sobrante para que encaje perfectamente en el nuevo tiesto.

 

 

 

 

VER GALERÍA


A continuación, coloca la poinsettia —y la tierra original— en la nueva maceta, una vez que tengas ésta preparada para que no se caigan el agua ni la tierra. A continuación, cierra la maceta con el filtro y la tapa que vienen incorporadas en el macetero.

 

 

 

 

VER GALERÍA


Cuélgala del techo con el soporte que mejor se adapte al material de los techos de tu casa. Comprueba que queden bien sujetas. Gracias al mecanismo de estos innovadores maceteros, la planta es muy fácil de regar y de hecho sólo tendrás que hacerlo dos veces al mes, ya que la poinsettia no necesita demasiada agua.
Lo más complicado ya está hecho. Nosotros te sugerimos que elijas flores rojas para el jardín colgante; y blancas para la mesa. El contraste no puede resultar más elegante y navideño. Pero tienes más opciones. Por ejemplo, emplearlas para adornar el árbol de Navidad. Para ello deberás colocarlas en pequeños recipientes colgantes de cristal. Les añades un lazo o cordel rojo y los cuelgas del abeto.

 

 

 

 

VER GALERÍA  


Eso sí, sea cual sea la opción que elijas, ten en cuenta que tienes que es una planta muy sensible al frío, de modo que procura no tenerla mucho tiempo en la calle. Y en casa, no más de 22ºC. Además, es importante protegerlas de los rayos del sol y de las corrientes de aire. En cuanto a la cantidad de agua que necesitan, es mejor regarla regularmente con poca cantidad de agua tibia.
Asegúrate de no darle más agua de la que necesita porque no lo va a poder tolerar. Para alargar el tiempo de brillo de sus hojas, puedes mezclar una vez al mes un fertilizante con el agua. Con este pequeño truco podrás mantener tu flor de Pascua más allá de la Navidad.

 

 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie