Relájate con una ducha de hidromasaje

Aunque no es lo mismo que un buen fisioterapeuta, una columna de hidromasaje te ayudará a aliviar los dolores de espalda

por hola.com

De todos es bien sabido que los dolores de espalda y las contracturas son uno de los más habituales males de nuestro tiempo. A nadie le puede extrañar, porque llevamos una vida de locos con tantas prisas por llegar a tiempo ‘a todo’.
Que nunca es suficiente. A estas desagradables dolencias contribuyen de manera directa las malas posturas a la hora de trabajar frente al ordenador; las pocas horas que tenemos la mala costumbre de dedicarle al sueño; la vida sedentaria que solemos llevar…
Todos estos factores hacen mella en nuestro estado de salud general. Las contracturas en la espalda y el cuello aumentan la posibilidad de sufrir dolores de cabeza, insomnio y cansancio generalizado.



Vale que lo mejor es que trabajemos menos horas, no suframos el estrés de ir corriendo a todas partes, podamos dormir al menos ocho horas diarias y practicar como media tres horas a la semana de ejercicio. Pero bien sabemos todas que eso es tarea casi imposible.
Así que lo que te proponemos no es la panacea, desde luego. No podemos asegurarte que de este modo se van a solucionar todos tus problemas, pero sí que los podrás aliviar o, al menos, olvidarte de ellos durante unos minutos, que no es poco.

Simplemente te sugerimos que saques unos minutos para dedicarte a ti misma cada semana. Por ejemplo, con una ducha de hidromasaje. De esas que recorren las partes más vulnerables de tu espalda haciendo presión en ellas para aliviar, en parte, el dolor. No es lo mismo que un buen fisioterapeuta, pero es aceptable de vez en cuando.
La firma española Gala propone Nui. Con un cuerpo en acero inoxidable, cuenta con cuatro jets orientables con efecto pulsante y función de hidromasaje dorsal.
Además dispone de una teleducha que hace las funciones de rociador superior, con hidromasaje de triple acción: lluvia (masaje a baja presión, efecto relajante), pulsante (masaje intermitente, efecto distensor) y spray (masaje nebulizador, similar a un baño turco).

Un diseño algo más sofisticado tiene el panel de ducha Niagra, de los británicos Hudson Reed. Realizado en acero inoxidable, la alcachofa es fija en cascada y además tiene jets de ducha insertados en el cabezal.
Además cuenta con ducha de mano en ABS cromado con tubo flexible de metro y medio; y dos Jets de cuerpo. Todos los controles, ducha de mano y la manguera flexible  tienen un acabado en cromo.



Y del Reino Unido viajamos hasta Italia, para echarle un vistazo a la completa propuesta de BluBleu: Bambooki, una sauna con ducha. Diseñada por Antonio Bullo, su principal ventaja es que ofrece dos funciones en un solo elemento.
Se trata de una sofisticada cabina con una estructura de cristal y otra de madera en dos áreas separadas, pero comunicadas por una puerta de cristal. ¿La inspiración? Según su creador, proviene del “sol, el agua, la luz y el viento”.

Más información:
www.gala.es
www.es.hudsonreed.com
www.blubleu.it

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie