El 'sofá infinito' de Patricia Urquiola

Bend Sofá es el nombre de la pieza que la arquitecta y diseñadora asturiana ha creado para B&B Italia

por hola.com

La arquitecta y diseñadora asturiana Patricia Urquiola vive y trabaja en Milán. Desde su cuartel general da forma a los cientos de encargos que acogotan su mesa de trabajo. Las principales firmas del diseño y la decoración se la rifan (Alessi, Moroso, Molteni, Kartell…).  No para. Sillas, mesas, relojes, lámparas, los más variados y originales objetos… Si alguien quiere echar un vistazo a alguna de sus obras sin viajar muy lejos, que se acerque al Centro de Arte Laboral de Gijón, el mobiliario del vestíbulo, la tienda y el guardarropa lleva su impronta. Pero vamos, en algún lugar (ya sea electrónico o no) se habrán topado con sus lámparas Caboche (junto a Eliana Gerotto) y Bague, para Foscarini; el banco de asientos Fjord, para Moroso; y clásicos ya del diseño industrial como el sofá Lowland (también para Moroso) y el contenedor One (Kartell).

 

VER GALERÍA

PULSA SOBRE LA IMAGEN PARA ACCEDER A LA GALERÍA DE FOTOS


Una de sus últimas creaciones (recién salida al mercado) responde al nombre de BendSofá, fue presentada en sociedad en la semana del diseño de Milán y supone el proyecto número 1.000 para la firma B&B Italia; bonito regalo… Un asiento de forma primaria, estructura y aspecto monolítico que da la sensación de haber sido pergeñado de manera artesanal: "un objeto ideado en un principio como un banco –describe su autora, Patricia Urquiola–, un sofá muy simpllificado, en parte hecho a mano y en parte en 3D".
Es como una especie de sofá infinito –nos recuerda por su aspecto modular al Place Sofa que el gran Tom Dixon realizó en 2008 para Vitra– con cuyas partes, módulos, se puede ‘jugar’ como si fuera un rompecabezas, dando lugar a múltiples combinaciones. Es un producto concebido para ser colocado (y disfrutado, claro) tanto en el ámbito doméstico (capaz de adaptarse a los metros cuadrados de los que uno disponga) como en lugares de trabajo, instituciones…
Bend surge del análisis de los modelos 3D y de las posibilidades digitales. Un asiento que expresa, con mucha eficacia, la idea de movimiento obtenida gracias a la alternancia de volúmenes abiertos y cerrados, llenos y vacíos. Las costuras en contraste dan origen a un nuevo dibujo sobre su superficie que se caracteriza por el respaldo irregular y por los elementos ondulados.

Por supuesto, y ya lo hemos dicho, uno de sus valores más apreciados es la flexibilidad en cuanto a soluciones de composición: versiones lineales de tamaño contenido, angulares, asientos de doble cara, presencia icónica a 360 grados… Es verdad que transforma la idea del sofá rígido, apelmazado de por vida frente al televisor. Sigamos con la disección.
El respaldo dispone de una forma irregular que para nada compromete el confort. Los módulos curvos, montados a partir de asientos, pufs y elementos esquineros, dibujan un sofá que… sí, rompe los esquemas visuales habituales.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie