La calidez de los tonos tierra

Es una gama de colores que te ayudará a crear una atmósfera envolvente y acogedora en tu casa

por hola.com
Se acerca el invierno y lo que buscas al llegar a casa es la sensación de calidez; por mucho frío que haga, basta con que enciendas la calefacción y enseguida sentirás una genuina sensación de estar en tu hogar. Por eso es tan importante que, a la hora de decorar una casa, ésta ofrezca además de confortabilidad y diseño la sensación de que es acogedora y cálida en todos los sentidos.

De entre las gamas de colores, la que mejor se adapta y la que ofrece una mayor sensación de confort es la que incluye los marrones y los tonos tierra.

VER GALERÍA

                                             Tu casa además es un hogar. Foto: Ka.
                        (Pulsa sobre la imagen para acceder a la galería fotográfica)


Una enorme gama donde elegir

Este tipo de colores es generalmente suave y por lo tanto genera tranquilidad, además de evocar recuerdos hermosos anclados en la naturaleza. La gama de los tonos tierra no solamente incluye los marrones, en ella podemos hablar de naranjas y amarillos que pueden combinarse entre sí para crear el mejor ambiente.

El uso de estos tonos tampoco quiere decir que con ellos el aspecto de tu casa vaya a ser triste y aburrido, no tiene nada que ver con eso. Simplemente, estarás acostumbrada a verlos en lugares de estilo rústico y clásico, pero pueden adaptarse a cualquier otro tipo de diseño, incluso a los más vanguardistas.

El marrón es un color puro y del que comienzan a nacer el resto de tonos que te pueden servir para decorar tu casa. Tiene una enorme cantidad de matices, que van desde los más sutiles (con mixturas de rojo, amarillo o verde) y cuyo resultado es de lo más hermoso.

VER GALERÍA

                                      Luminosidad y sensaciones confortables. Foto: Ka.

Los colores que crean un hogar
Especialmente para las paredes, has de centrarte en tonos beiges y crema o los que dan más sensación de sombras, eso sí, siempre claras, sin tendencia a la oscuridad, como pueden ser los hollín y carbón.

Generalmente, las habitaciones que cuentan con una decoración en estos tonos tierra dan una sensación de calidez enorme, además incluso si eliges con esmero los muebles, de intemporalidad. El ojo humano reconoce los colores y a cada uno de ellos les asigna una sensación, en el caso de los tonos tierra esa característica es la de la confortabilidad, la seguridad e incluso la familiaridad.
Por eso, si en algún momento has dudado en hacer uso de ellos para decorar tu casa, no te preocupes, la elección puede ser muy amplia y lograr un hogar de lo más vanguardista, sin restarle ni una sola pizca de confortabilidad.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie